España reestableció contactos diplomáticos normales con Cuba, los cuales estuvieron congelados por más de un año debido al tratamiento de La Habana a los disidentes.

El embajador español Carlos Zaldívar se entrevistó con el canciller cubano Felipe Pérez Roque este jueves en La Habana.

Fue el primer encuentro diplomático formal entre ambas naciones desde que 75 disidentes cubanos fueron arrestados en 2003 y otros tres cubanos fueran ejecutados por secuestrar un ferry como parte de un intento de escape a Estados Unidos.

Las acciones de España estaban en concordancia con la Unión Europea, que impuso sanciones a Cuba.

Sin embargo, España ha estado tratando de reestablecer contactos con La Habana bajo el gobierno del presidente del gobierno José Luis Rodríguez Zapatero, quien argumenta que la posición de la Unión Europea no ha surtido efecto.