El grupo defensor de los derechos humanos Amnistía Internacional pidió que el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas ordene un embargo a la venta de armas a Sudán, basado en que las armas extranjeras que han ingresado al país están siendo usadas para cometer atrocidades contra civiles en la región occidental de Darfur.

El Consejo de Seguridad se reúne en sesión especial, en Nairobi, esta semana, para tratar el tema de Sudán.

Amnistía Internacional dijo que China y Rusia han vendido aviones militares a Sudán, y Francia ha suministrado armas livianas.