Los restos mortales de un rehén japonés ejecutado por sus captores en Iraq llegó a Kuwait.

Un diplomático japonés dijo que el avión militar estadounidense que transportó el cadáver de Shosei Koda, aterrizó en Kuwait este martes.

El diplomático señaló que sería transportado a Japón en el transcurso del día.

El cadáver fue encontrado el sábado en Bagdad. El cautivo fue asesinado después que el gobierno de Japón rechazó las exigencias de sus secuestradores de retirar las tropas japonesas de Iraq.

Koda fue el primer ciudadano japonés ejecutado por extremistas en Iraq.