Autoridades francesas identificaron a un ciudadano de su país muerto en la lucha liderada por Estados Unidos en Iraq.

El joven de 19 años de edad, identificado solo por su primer nombre, Redoune, se cree que murió en julio, durante un bombardeo estadounidense a Faluya, bastión insurgente al occidente de Bagdad.

El diario francés Le Figaró dice que la identificación del individuo, que se cree es de origen tunecino, brinda la primera evidencia de que radicales islámicos de Francia están participando en la insurgencia en Iraq.