Uno de los más prominentes reformistas en Irán, el vicepresidente Mohammad Ali Abtahi, dijo que renunciará al gobierno.

Abtahi declaró a la agencia de noticias de los estudiantes de Irán que está esperando que el presidente reformista Mohammad Khatami acepte su renuncia, e indicó que espera una decisión pronta.

Agregó que decidió que ya no puede cumplir sus responsabilidades debido a diferencias políticas con los representantes de línea dura que ganaron control del Parlamento en la elección de febrero pasado.

El vicepresidente iraní, un clérigo de rango medio, es conocido como uno de los más francos miembros del otrora fuerte movimiento reformista.