El secretario de Relaciones Exteriores de Gran Bretaña, Jack Straw, pidió a Israel suspender el asesinato de militantes palestinos.

En un discurso pronunciado hoy ante la conferencia anual del Partido Laborista cerca de Londres, Straw dijo que no hay mayores desafíos al orden internacional que el terrible conflicto entre los israelíes y los palestinos.

Straw criticó a ambas partes en conflicto, señalando que los palestinos deben controlar a sus grupos terroristas que asesinan a israelíes inocentes.

El secretario británico elogió el plan del primer ministro israelí Ariel Sharon para la retirada israelí de Gaza y el desmantelamiento de los asentamientos que mantiene en esa área, aunque también dijo que la construcción de asentamientos en Cisjordania debe suspenderse, junto a la construcción de la barrera de seguridad en territorio palestino.

Israel sostiene que la barrera es necesaria para mantener a los atacantes suicidas palestinos fuera de Israel.