Desde Arabia Saudita se informó que un extranjero fue asesinado de un disparo en la capital, Riyad.

La televisión del país identificó al extranjero como ciudadano británico, y dijo que fue asesinado este miércoles en el estacionamiento de un centro de compras.

Un diplomático occidental dijo que las embajadas están buscando más información respecto de la nacionalidad de la víctima, pero no se agregaron nuevas informaciones.

Milicianos vinculados con la organización terrorista al-Qaeda iniciaron una campaña el año pasado que tiene como objetivo a extranjeros que residen en el reino.

También los milicianos dijeron ser los responsables por los ataques contra las instalaciones del gobierno y de la industria petrolera.