El presidente de la Organización de Países Exportadores de Petróleo, Purnomo Yusgiantoro, afirmó que las naciones importadoras de petróleo pagan de 10 a 15 dólares adicionales por barril de petróleo, por cuestiones políticas.

El director de la OPEP dijo al Congreso Mundial de Energía en Sydney este miércoles, que la especulación del mercado y los disturbios políticos ayudan a elevar los precios, y que si no fuera por factores externos, el precio podría estar en $30 dólares por barril.

La OPEP, que controla más de la mitad de las exportaciones de petróleo del mundo, se reunirá la semana próxima en Viena. El precio de los combustibles será uno de los temas de la agenda.

El jefe de la OPEP declinó comentar si será fijado un nuevo precio-obletivo, pero señaló que reflejaría cambios económicos desde la última vez que fue ajustado, entre 22 y 28 dólares por barril.