El ejército de Estados Unidos en Irak informó que tres soldados estadounidenses fueron muertos ayer en la reanudación de combates en la sureña ciudad de Nayaf.

Sin embrago, las Fuerzas Armadas no proveyeron detalles sobre las circunstancias de sus muertes.

Fuertes combates tuvieron lugar el domingo entre las fuerzas conducidas por Estados Unidos y partidarios radicales de clérigo chiíta musulmán.

Moqtada al Sadr, tras haber fracasado las conversaciones orientadas a poner fin a mas de una semana de lucha en esa ciudad sagrada.

En Bagdad, la capital iraquí, un grupo de delegados amenazó con retirarse de una conferencia política nacional, a menos que el gobierno reinicie negociaciones de tregua con los insurgentes.

La amenaza fue presentada el domingo, cuando los delegados comenzaron tres días de diálogo para escoger un consejo nacional que supervise al gobierno interino hasta que se lleven a cabo las elecciones.