El primer ministro británico Tony Blair otra vez ha afirmado que cree que Inglaterra tenía derecho de ir a una guerra contra Irak, al sostener que la información de inteligencia disponible en ese tiempo, “dejaba sólo pequeñas dudas” sobre el hecho de que Irak tenía armas de destrucción masiva.

La aseveración de Blair fue hecha ante durante un debate parlamentario sobre este asunto, el cual se realizó este martes una semana después de que se diera a conocer un informe de un panel gubernamental que criticaba fuertemente a la inteligencia británica antes de la guerra.

Blair declaró al Parlamento la semana pasada que asumía toda responsabilidad por los errores de inteligencia, pero hoy reiteró su posición anterior de que “es absolutamente claro” que Irak estaba desarrollando y podría usar sus armas de destrucción masiva.

La semana pasada el líder del Partido Conservador, Michael Howard cuestionó la credibilidad del primer ministro y expresó sus dudas acerca de cual podría ser la verdad.