La construcción de casas en Estados Unidos cayó en junio a su nivel más bajo en un año.

El Departamento de Comercio informó este martes que los constructores iniciaron un millón 800 mil casas nuevas en mayo, una reducción de 8,5% con respecto al mes anterior.

La caída sorprendió a los economistas, quienes esperaban una pequeña ganancia.

Los permisos para construcción de nuevas viviendas, considerados un indicador de la confianza en ventas futuras, bajaron de 8,2% a cerca de 1,9 millones. La declinación es la mayor desde la caída de 8,7% registrada en febrero de 1994.

Las tasas de interés hipotecario continúan en niveles bajos históricos, pero aumentaron levemente en junio. La tasa de interés para un préstamo hipotecario a 30 años en junio fue de un poco menos de 6,3%.