Un tribunal de Trinidad sentenció a dos hombres a morir en la horca por el homicidio de una ex periodista de noticias y su familia.

El miércoles, un tribunal de Puerto España ordenó la pena de muerte para Daniel Agard y Lester Pitman, habiendo pasado sólo una semana desde que el Consejo de Gobernación Británico fallara que la pena capital podría ser impuesta legalmente a homicidas en esa nación caribeña.

El Consejo de Gobernación actúa como tribunal de apelaciones en Trinidad.

Los hombres fueron declarados culpables de cortar el cuello a la ex periodista televisiva de la BBC, Lunette Lithgow Pearson, su abuela de 83 años de edad, Maggie Lee, y el yerno de Lee, John Cropper, cuando entraron a robar en la residencia de Cropper en diciembre de 2001.

Un video de vigilancia bancaria introducido como evidencia mostró a Agard retirando dinero de las cuentas de Cropper poco después de su muerte.