Las fuerzas armadas estadounidenses anunciaron que tres de sus soldados murieron a causa de una bomba que explotó al oeste de Bagdad.

Hay informes de bajas iraquíes causadas por la misma gran explosión, que alcanzó un convoy militar estadounidense en el pueblo de Khaldiya.

Por otra parte, voceros militares de Estados Unidos informaron que tres iraquíes murieron a primeras horas del martes en una incursión llevada a cabo en el pueblo de Beiji al norte de Tikrit, pueblo natal de Saddam Hussein.

Según los militares, los tres hombres eran presuntos miembros de un grupo conocido como el "Ejército de Mohammed," el cual ha perpetrado varios ataques a las fuerzas de la coalición.