El presidente cubano Fidel Castro lideró a miles de cubanos en una marcha de protesta a la política migratoria de Estados Unidos.

El mandatario cubano no pronunció discursos en la manifestación, la cual tuvo lugar ayer en La Habana.

La demostración fue organizada para protestar la liberación de 8 cubanos que volaron a la Florida la semana pasada en un pequeño avión fumigador de la era soviética. Cuba calificó el hecho como un secuestro y exige la devolución de la aeronave y sus ocupantes.

Las autoridades migratorias de Estados Unidos liberaron a los cubanos, el viernes, tras un extenso interrogatorio. Bajo la ley estadounidense, a los cubanos que logran pisar suelo estadounidense se les permite quedarse y solicitar residencia permanente.

La Habana argumenta que la ley migratoria de Estados Unidos es la responsable de la muerte de cubanos que se ahogan todos los años tratando de cruzar el Estrecho de la Florida en improvisadas balsas.

La comunidad de cubanos en el exilio, por su parte, sostiene que las condiciones económicas y ausencia de libertad en la Cuba comunista obligan a sus conciudadanos a arriegar la vida tratando de llegar a Estados Unidos para tener una vida próspera.