La economía de Estados Unidos se expandió a un robusto 3,1 por ciento anual en el tercer trimestre, gracias a un más furete gasto del consumidor.

El Departamento de Comercio de Estados Unidos informó que el aumento en el Producto Interno Bruto, es decir el valor total de todos los bienes y servicios producidos en el país, siguió a una tasa del 1,3 por ciento en el segundo trimestre.

El incremento se debió especialmente a un aumento del 22,7 por ciento en compras de bienes duraderos tales como automóviles.

Mientras tanto, el Departamento de Trabajo de Estados Unidos informa que el número de estadounidenses que solicitó beneficios por desempleo aumentó en 16 mil a 410 mil en la semana que finalizó el 26 de octubre, indicando una debilidad en el mercado laboral.