Migrantes venezolanos en campamentos en Bogotá
El director de Migración Colombia dijo el martes que se está trabajando en un Consejo de Seguridad para determinar la situación de alrededor de 480 venezolanos que se encuentran campamentos improvisados en dos zonas de Bogotá.

BOGOTÁ - El director de Migración Colombia, Juan Francisco Espinosa, informó el martes que, por segundo mes consecutivo, la cifra de ciudadanos venezolanos radicados en Colombia descendió. No obstante, aclaró que solo se trata de un descenso del 4,3% del total de la población venezolana que vive en el país, lo que no representa una "salida masiva".

A través de una rueda de prensa virtual, el funcionario señaló que en abril la cifra llegó a 1.788.380 migrantes venezolanos, representando un decrecimiento del 1%. A finales del mayo, la autoridad migratoria había informado que en marzo la cifra de venezolanos en Colombia disminuyo por vez primera en un cinco años, en un 0,9% frente al mes de febrero (1.825.687).

Según Migración Colombia, más de 81.000 personas han retornado voluntariamente a Venezuela desde que se cerraron las fronteras debido a la pandemia del coronavirus, a mediados de marzo.

El cierre de fronteras, las restricciones aéreas y los efectos de la economía durante la pandemia han influido para que se produzca este fenómeno. Incluso, algunos migrantes han denunciado ser víctimas de desalojos y aseguran que han perdido sus trabajos durante la cuarentena.

Esta situación  ha obligado a muchos de ellos a regresar a la frontera, incluso caminando, o a permanecer en campamentos improvisados en algunas ciudades, mientras esperan una autorización que les permita emprender el viaje a través del país o consiguen ingresos para poder desplazarse a la frontera.

Migrantes venezolanos en campamentos en Bogotá
ACNUR Colombia: El 60% de los migrantes venezolanos no tienen ingresos
Jozef Merkx, representante de ACNUR en Colombia, en entrevista con la VOA, describió la situación que viven los venezolanos, quienes han perdido su fuente de ingresos y calidad de vida, en medio de la pandemia.

Sin embargo, la autoridad migratoria colombiana ha informado en varias ocasiones que las restricciones, por parte del gobierno en disputa de Venezuela a la hora de limitar el paso de venezolanos a su territorio, obligan a limitar el número de autobuses rumbo a la zona fronteriza para así evitar aglomeraciones.

Frente a si actualmente se está trabajando por llegar a un acuerdo binacional que permita el paso de venezolanos a su país, Espinosa le respondió a la Voz de América que "no hay ningún tipo de relacionamiento", pero insistió en que la entidad está buscando "mejores alternativas que protejan la salud y la integridad de los migrantes y la integridad de los colombianos".

Hasta el momento, señaló Migración Colombia, se tiene conocimiento de que 30.000 personas han manifestado su deseo de salir del país, pero se tiene una capacidad limitada de salida de menos de 5.000 personas mensuales. En este sentido, "no lograrían salir en lo que resta de 2020, con la capacidad actual que tiene Venezuela de recibir a sus propias personas”.

Trabajo de movilidad

A pesar de la restricción de movilizar migrantes hacia la frontera, Espinosa aclaró que que sigue permitiendo cierta movilidad de venezolanos desde ciudades que concentran estas peticiones, pero sin generar un "show".

"No compartimos una visión de show, lo que estamos buscando, de manera organizada, estrictamente respetuosa con los derechos humanos es... hacer procesos de tamizaje en el inicio de su ruta hacia zona de frontera, en zona de frontera, antes de su paso hacia Venezuela", explicó.

Así mismo, informó que estiman que del total de migrantes que salgan, el 80% acabará retornando a Colombia "porque las condiciones de Venezuela, contrario a mantener estable o mejorar, se han deteriorado".

"Hay estudios que determinan que por cada migrante venezolano que sale traerá 3 migrantes venezolanos", pero Migración ha estimado que traerá solamente "una persona adicional".

Embajador de Colombia en Washington, Francisco Santos
Embajador de Colombia en EE.UU. advierte de nueva oleada de migrantes
El embajador de Colombia en Estados Unidos, Francisco Santos, quien es una de las voces más activas en Washington sobre el fenómeno migratorio que afecta a la región, advierte que apenas Venezuela alcance su pico epidemiológico, podría darse una nueva oleada de migrantes venezolanos hacia Colombia.

Para responder a la situación, agregó el director, se está trabajando con autoridades nacionales en protocolos que permitan responder a tal fenómeno.

"Tenemos absolutamente adelantado un proceso contractual que permitirá un proceso de identificación biométrica de población migrante que redunda en beneficios", como  mayor inclusión financiera, participación en el sistema de seguridad social, laboral y mayor protección y agilidad para efectos de judicialización.

En cuanto a las trochas ilegales, Espinosa informó que se ha robustecido la presencia militar y de policía en las zonas para controlar los pasos informales que conectan a Colombia con Venezuela.

Aumentar la población regular: la meta

Cifras de la autoridad migratoria indican que el 43% de la población venezolana en Colombia es regular. El resto se encuentra en el país de manera irregular. El 36% se encuentra en edad productiva, entre 18 y 29 años, dedicado en su mayoría a las actividades agropecuarias, el comercio informal y la construcción.

Para aumentar la población regular, Espinosa dijo que se está trabajando en procesos de renovación de permisos, de fortalecimiento de identificación biométrica y en planes que permitan una mayor inclusión en la sociedad.

Desde octubre, hay un poco más de un millón de venezolanos que permanecen en Colombia de manera irregular.

Actualmente, la mayoría de venezolanos se han asentado en municipios y ciudades donde tienen acceso a mejores oportunidades, siendo Bogotá la ciudad que más migrantes alberga, con un total de 352.627, seguida por el departamento de Norte de Santander, con un poco más 203.000; Atlántico, con un poco más 265.000; Guajira, con 158.000; Antioquia, con 156.000; y Santander con 107.000.