Enlaces para accesibilidad

AN pedirá investigar compra de bonos de Goldman Sachs


Julio Borges, presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela. Foto de archivo.

La Asamblea Nacional de Venezuela solicitará al Congreso de Estados Unidos que abra una investigación sobre la compra de bonos venezolanos que realizó el banco Goldman Sachs al Banco Central de Venezuela.

El presidente de ese órgano, Julio Borges, criticó el lunes al banco estadounidense Goldman Sachs por una transacción financiera que, según él, sostendría al impopular gobierno socialista de su país, mientras se incrementan las dificultades para el venezolano común.

Borges denunció a Goldman Sachs de "tratar de aprovecharse del sufrimiento del pueblo venezolano para hacer dinero rápido". Su acusación la hizo en una carta abierta al presidente del banco, criticando la compra de $2 mil 800 millones de dólares en bonos venezolanos.

Borges dijo en que recomendará "a cualquier futuro gobierno democrático de Venezuela que no reconozca ni pague por estos bonos".

El domingo, el diario The Wall Street Journal reportó que el grupo Goldman Sachs Group cerró un acuerdo en el que acordó pagar al Banco Central de Venezuela 865 millones de dólares por los bonos emitidos por la petrolera estatal Petróleos de Venezuela SA (Pdvsa) en 2014. Eso representa una tasa de 31 centavos por dólar.

Posteriormente, el diario informó que el Dinosaur Group, un intermediario con sede en Londres, manejó la transacción.

El ministro de petróleo venezolano habría dicho, la semana pasada, que el gobierno de Caracas estaba considerando "todas las opciones” en busca de dinero para pagar a acreedores como Rusia y China, según el WSJ.

Borges dijo que la Asamblea iniciará una investigación de la transacción. Los líderes de la oposición venezolana han solicitado repetidamente a gobiernos e inversores extranjeros que no se involucren en transacciones financieras con la administración del presidente Nicolás Maduro, a la cual ha acusado de violaciones a los derechos humanos.

Manifestantes se enfrentan a la policía anti-disturbios en Caracas, Venezuela, cuando intentan marchar hacia la oficina del Defensor del Pueblo. Mayo 29, 2017.
Manifestantes se enfrentan a la policía anti-disturbios en Caracas, Venezuela, cuando intentan marchar hacia la oficina del Defensor del Pueblo. Mayo 29, 2017.

Según analistas, casi dos meses de manifestaciones callejeras, desatadas por el encarcelamiento de los rivales políticos de Maduro, la postergación de las elecciones y la escasez generalizada de alimentos, medicinas y otros insumos básicos han devastado a Venezuela. Al menos 60 personas han muerto en las protestas.

Goldman Sachs defendió sus acciones en un comunicado enviado por correo electrónico a la Voz de América.

"Compramos estos bonos, que fueron emitidos en 2014, en el mercado secundario por un corredor y no interactuamos con el gobierno venezolano. Muchos inversionistas hacen inversiones similares a diario a través de fondos mutuales, fondos índices y ETFs que también tienen bonos Pdvsa. Reconocemos que la situación es compleja, que está en en evolución y que Venezuela está en crisis. Estamos de acuerdo en que la vida ese país tiene que mejorar, e hicimos la inversión, en parte, porque creemos que mejorará".

El WSJ agregó que el legislador Borges, en una carta enviada al banco, advirtió que “ningún futuro gobierno de la oposición olvidará la posición de Goldman Sachs cuando tuvo que elegir entre el apoyo a la dictadura de Maduro y la democracia de nuestro país”.

Otros venezolanos criticaron la transacción

El economista venezolano Ángel García Banchs, profesor de la Universidad Central de Venezuela y director del centro de estudios políticos Econométrica, señaló que Goldman Sachs está apostando financieramente a que el gobierno de Venezuela va a caer.

Banchs acotó que, en su opinión, esta apuesta es correcta y pronosticó que pagará a la institución y a sus inversionistas. Sin embargo, el economista cuestionó la ética de la transacción, calificándola de "un error muy grave".

Del mismo modo, José Méndez, un ingeniero petrolero venezolano que estudió en la Universidad George Washington en la capital estadounidense, calificó la transacción de “conducta criminal”.

"En realidad se trata de operaciones criminales contra la república", dijo Méndez. "¿Cómo es posible que Goldman Sachs esté pagando 31 centavos por cada dólar que debe extraerse del torrente sanguíneo de la nación venezolana? Eso no puede ser."

Servicio Español Voz de América, con la colaboración de Álvaro Algarra/VOA Caracas, Venezuela.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG