Enlaces para accesibilidad

Japón y UE anuncian mayor área de libre comercio en el mundo

  • Voz de América - Redacción

El primer ministro de Japón Shinzo Abe (centro) acompañado del presidente del Consejo Europeo Donald Tusk (izq.) y del presidente de la Comisión Europea Jean-Claude Juncker al inicio de la Cumbre UE-Japón, en Bruselas. Julio 6 de 2017.

Japón y la Unión Europea acordaron un pacto de libre comercio el jueves por el que se creará la mayor área económica abierta del mundo y que muestra la resistencia a lo que ven como el giro proteccionista del presidente de Estados Unidos Donald Trump.

El acuerdo alcanzado en Bruselas, en la víspera de reuniones con Trump en la Cumbre del G20 en Hamburgo, Alemania, representa una tercera parte del Producto Interno Bruto global y tiene enorme simbolismo.

El pacto aún debe ser finiquitado en algunas áreas, aunque funcionarios insistieron en que los obstáculos más importantes han sido superados.

"Antes de la Cumbre del G20 mañana, creo que Japón y la Unión Europea estamos demostrando nuestra firme voluntad política de izar la bandera del libre comercio contra el giro hacia el proteccionismo", dijo el primer ministro japonés Shinzo Abe en una conferencia de prensa con los jefes de la UE, Donald Tusk y Jean-Claude Juncker.

"Ahead of the G20 summit tomorrow, I believe Japan and the EU are demonstrating our strong political will to fly the flag for free trade against a shift toward protectionism," Japanese Prime Minister Shinzo Abe told a joint news conference with EU institutional chiefs Donald Tusk and Jean-Claude Juncker.

Abe calificó el trato como "un fuerte mensaje para el mundo".

El pacto, que se negoció por cuatro años se espera que sea firmado en los próximos meses. Las discusiones se adelantaron luego de la elección de Trump y su decisión de retirar a EE.UU. del Acuerdo de Asociación TransPacífico.

"Aunque algunos dicen que el tiempo del aislacionismo y la desintegración están volviendo, nosotros estamos demostrando que no es así", dijo el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk.

Juncker, quien es presidente de la Comisión Europea, restó importancia a las perspectivas de futuros problemas en la negociación y dijo que espera que el tratado entré en vigencia a principios de 2019.

Los temores de una competencia entre fabricantes de automóviles europeos y productores de lácteos japoneses por importaciones más baratas eran los temas más complicados, pero funcionarios dijeron que las dos partes los superaron impulsadas por su compartida alarma por el aparente alejamiento de Trump de los sistemas multilaterales de libre comercio para dirigirse hacia su agresiva política de "Estados Unidos primero".

Los aranceles en la mayor parte del comercio bilateral, que Abe dijo que representa un 40 por ciento del comercio internacional total, serán eliminados gradualmente en varios años y otras áreas económicas como el sistema de licitación pública de Japón, serán abiertas.

La organización de cabildeo agrícola europea Copa-Cogeca, calificó el anuncio como "una buena noticia". Los exportadores de vinos calculan que ahorrarán unos 134 millones de euros al año en aranceles y no serán más una gran desventaja para los productores de vino estadounidenses y australianos.

El Japan Business Council de Europa, que representa a las empresas japonesas en la UE, dijo que el trato crearía "prosperidad mutua". La Asociación de Fabricantes de Automóviles de Japón, también elogió la noticia.

La UE y Japón, que también negocian un pacto de cooperación paralelo sobre otros temas políticos como seguridad, asistencia en emergencias y cambio climático, pronosticaron que el acuerdo impulsará el crecimiento económico y el empleo en Japón y en Europa.

Un detalle por aclarar es cómo se manejarán las quejas de empresas sobre cómo las autoridades aplicarán el tratado. Es un tema difícil en Europa por preocupaciones de que los pactos comerciales dan demasiado poder a las grandes multinacionales. Los parlamentos europeos casi bloquearon un trato con Canadá el año pasado por esa razón.

Juncker enfatizó que la UE no aceptará fallos de "tribunales privados" entre las empresas y los estados, pero el Partido Verde en el Parlamento Europeo, que debe ratificar el tratado, criticó el acuerdo calificándolo de "un procedimiento apresurado¨ que "no es serio".

La mayor parte de los temas no están claros o resuletos, dijo Ska Keller el líder de los Verdes, y pidió hacer más para detener la caza de ballenas por parte de Japón.

Los aranceles de hasta 10 por ciento a los autos japoneses serán eliminados a lo largo de siete años. La mayoría de las exportaciones de alimentos de la UE, incluidos chocolates y galletas, también verán desaparecer los aranceles. A los quesos duros como el parmesano que pagan hasta 29 por ciento de arancel, bajarán a cero en un periodo de 15 años.

Los quesos suaves como feta y mozzarella seguirán pagando aranceles para proteger el sensiblemente cultural sector lácteo de Japón.

Japón además respetará más de 200 protecciones geográficas a nombres de productos de la UE como el jamón Parma o el vodka polaco. El whisky escocés sin embargo, no se beneficiará a causa del brexit.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG