Enlaces para accesibilidad

TSA: habrá solo ligero aumento de esperas en puntos de control durante feriado


El desvío de personal de la agencia de Seguridad en el Transporte, encargada de la seguridad en los aeropuertos no debería aumentar mucho los tiempos de espera durante los cuatro días del feriado del Día de la Independencia, dijo el jefe de la agencia. Foto de archivo.

El jefe de la Administración de Seguridad del Transporte (TSA por sus siglas en inglés) dijo que los viajeros deberían ver solo un ligero aumento en los tiempos de espera en los puntos de control durante los cuatro días del fin de semana festivo del 4 de julio, a pesar del desvío de aproximadamente 350 empleados, incluidos los evaluadores a la frontera de EE.UU. con México.

David Pekoske dijo el lunes que la TSA puede manejar la pérdida de esos evaluadores si es solo temporal. Explicó que el despliegue en la frontera no ha tenido un impacto medible en los tiempos de espera del aeropuerto hasta el momento.

"Esto es una medida temporal. No anticipamos que sea una medida a largo plazo'', dijo Pekoske sobre el envío de inspectores a la frontera. Señaló que la TSA puede manejar la desviación" durante los próximos meses''.

La TSA espera revisar a aproximadamente 12.100 millones de personas entre el miércoles y el domingo para el período de vacaciones del 4 de julio. Pekoske dijo a los periodistas que el domingo será el día más activo en los puestos de control, ya que la gente que salió de vacaciones regresa a sus hogares, pero habrá multitudes todos los días temprano por la mañana y nuevamente por la tarde y al comienzo de la noche.

Los empleados de la TSA y otras agencias están ayudando a los agentes de Aduanas y Protección Fronteriza realizando tareas no relacionadas con el cumplimiento de la ley en relación con la afluencia de migrantes en la frontera sur. El Departamento de Seguridad Nacional planea eventualmente contratar contratistas para ese trabajo, dijo Pekoske.

La TSA dice que la cantidad de trabajadores _ incluidos los agentes federales aéreos _ enviados a la frontera puede aumentar a 650, pero no excederá aproximadamente el 1% de los 63.000 empleados de la agencia, 50.000 de los cuales trabajan en los puntos de control de los aeropuertos.

A principios de este año, el gobierno de Trump le pidió dinero al Congreso para contratar a 700 personas más. Pekoske dijo que las 700 posiciones aún son necesarias. La TSA, sin embargo, está luchando para mantener a los trabajadores actuales. La agencia pierde alrededor de una quinta parte de sus revisadores cada año. Eso significa más gasto para capacitar a nuevos empleados, y "Tampoco es bueno para la seguridad'', dijo Pekoske, "porque constantemente estamos incorporando nuevas personas y tenemos que entrenarlos, por lo que el nivel de experiencia en ciertos aeropuertos será bastante joven''.

Pekoske culpó a los salarios demasiado bajas para competir por los trabajadores en muchas ciudades. En respuesta, la TSA ha ofrecido bonos de retención, algunos hasta el 60% de la paga, dijo.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG