Enlaces para accesibilidad

Trump habla sobre economía y militares durante Carrera anual de Huevos de Pascua


El presidente Donald Trump se unió a los niños que visitaron la Casa Blanca para la Carrera Anual de Huevos de Pascua, coloreando cartas para las tropas estadounidenses.

Como parte de una de las tradiciones más antiguas de la Casa Blanca, el presidente Donald Trump sopló un silbato, que envió a niños que empuñaban una cuchara de madera el lunes empujando coloridos huevos hasta la linea final durante la Carrera anual de los Huevos de Pascua.

"Este es el año 141 que hacemos hacemos esto", indicó Trump, dirigiéndose a la multitud desde el balcón Truman, donde se le unió la primera dama Melania Trump antes de bajar para mezclarse con invitados en el jardín sur de la Casa Blanca.

"No recuerdo el primero", bromeó Trump de la tradición que comenzó en 1878 bajo la administración del presidente Rutherford B. Hayes.

Después de soplar el silbato para comenzar una de las muchas carreras de huevos de pascua que tuvieron lugar durante el día, Trump se unió a los niños sentados en una mesa de picnic, para ayudarles a colorear cartas para las tropas estadounidenses. Trump también contestó una pregunta de un niño sobre el muro que el presidente quiere construir en la frontera entre México y EE.UU.

"Oh, está sucediendo. Está siendo construido ahora", Trump indicó en la mesa. "Hay un chico que acaba de decir, "continúa construyendo el muro" ¿puedes creer eso? Él va ser un conservador algún día", indicó el presidente.

Trump también habló sobre la economía y los militares, diciendo a la multitud en un soleado lunes que "nuestro país lo está haciendo fantásticamente" y que él está reconstruyendo las Fuerzas Armadas "a un nivel que nunca antes se había visto".

Huevos de Pascua coloreados en una mesa en la Casa Blanca listos para los niños. Washington, EE.UU., Abril 22, 2019. Photo: REUTERS/Jonathan Ernst
Huevos de Pascua coloreados en una mesa en la Casa Blanca listos para los niños. Washington, EE.UU., Abril 22, 2019. Photo: REUTERS/Jonathan Ernst

Más de 30.000 adultos y niños se esperaban que pasen a través de las puertas de la Casa Blanca durante todo el día para una oportunidad de participar en el evento principal, la carreras de huevos. Decenas de miles de huevos fueron donados para el evento. Algunos fueron entregados como "palomitas de huevo", huevos sancochados insertados en un palo.

La primera dama agregó dos actividades este año - huevos musicales, que se juega como las sillas musicales, y la rayuela - a una lista que incluye un escenario musical, una búsqueda de huevos, decoración de huevos y galletas, y multiples oportunidades de fotos, incluyendo un mini atril presidencial.

En el rincón de lectura, la señora Trump leyó "Las cosas maravillosas que serás" (The Wonderful Things You Will Be”), por Emily Winfield Martin.

Bandas militares estadounidenses brindaron el entretenimiento.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG