Enlaces para accesibilidad

Trump defiende a Arabia Saudí a pesar de asesinato de periodista


Un hombre muestra un cartel con imágenes del príncipe saudí Mohammed bin Salman y del periodista Jamal Khashoggi, describiendo al príncipe como 'asesino' y a Khashoggi como 'martir' durante oraciones fúnebres por la muerte del periodista en Estambul, Turquía, el 16 de noviembre

El presidente Donald Trump anunció que no tomará acciones en contra de Arabia Saudí con respecto al asesinato del periodista Jamal Khashoggi.

“Estados Unidos tiene la intención de seguir siendo un firme aliado de Arabia Saudí para garantizar los intereses de nuestro país, Israel y otros aliados en la región”, dijo Trump en un comunicado.

Las declaraciones del presidente vienen después de que dijera que iba a recibir un informe final sobre la muerte del periodista y de que la CIA llegara a la conclusión de que el príncipe heredero, Mohammed bin Salman, ordenó el asesinato del periodista en Estambul.

“El rey Salman y el príncipe Mohammed bin Salman niegan vigorosamente cualquier conocimiento sobre el plan o la ejecución del asesinato del señor Khashoggi”, dijo Trump en un comunicado el martes.

El presidente aseguró que las agencias de inteligencia del gobierno de Estados Unidos continuarán evaluando la información respecto al suceso, pero que “podría ser que el príncipe tuviera conocimiento de este trágico evento…quizá lo hizo o quizá no”.

En el comunicado Trump dice que cancelar “tontamente” los contratos de inversión que el reino tiene en Estados Unidos, incluida la compra de armas cuyo uso se ha comprobado en la guerra contra Yemen, llevaría el dinero hacia otros países como Rusia y China.

“Arabia Saudí aceptaría con mucho gusto retirarse de Yemen si los iraníes aceptan irse; inmediatamente proveerían la ayuda humanitaria que se necesita desesperadamente”, dijo el presidente sobre el conflicto en el que han muerto más de 10,000 personas, la mitad de ellas civiles y sobre el que culpabilizó a Irán.

Trump señaló que su decisión está en el mejor interés de los estadounidenses.

“En un mundo muy peligroso, EE.UU. está persiguiendo sus intereses nacionales e impugnando vigorosamente a los países que desean herirnos. Simplemente se llama EE.UU. primero!”, concluyó el presidente en su carta.

El secretario de Estado, Mike Pompeo, ratificó en una rueda de prensa la posición del presidente.

"Es un mundo desagradable y malo, especialmente en el Medio Oriente", dijo Pompeo en una rueda de prensa, donde aseguró que la decisión de Trump de apoyar a Arabia Saudí tenía que ver con la seguridad de los "estadounidenses que trabajan y viajan" a los países árabes.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG