Enlaces para accesibilidad

Rusia: "Cierre de sedes diplomáticas en EE.UU. es un acto hostil"


Diplomáticos rusos desalojan las instalaciones durante el fin de semana, incluyendo el consulado.

Este domingo, Moscú denunció la decisión estadounidense de cerrar tres instalaciones diplomáticas rusas en Estados Unidos, y lo catalogó como un "acto flagrantemente hostil" que viola el derecho internacional, exigiendo que Washington invierta la orden.

Estados Unidos ha ordenado el cierre del consulado ruso en San Francisco y dos edificios que albergan misiones comerciales en Washington y Nueva York. Este es el último enfrentamiento que los países han tenido en lo que algunos consideran como "Guerra Fría baja".

"Tratamos estos acontecimientos como un acto claramente hostil, una grave violación por Washington del derecho internacional", dijo el Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia sobre la orden estadounidense, que se hizo a finales de agosto en represalia a Moscú.

"Instamos a las autoridades estadounidenses a que recuperen sus sentidos e inmediatamente devuelvan las instalaciones diplomáticas rusas", agregó el ministerio en su sitio web. "De lo contrario, Estados Unidos será el culpable de la degradación de las relaciones entre nuestros países".

María Zakharova, portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores, dijo que las autoridades estadounidenses habían dicho a Moscú que esperaban que Rusia vendiera las instalaciones, informó la agencia estatal de noticias TASS.

Las relaciones entre las dos naciones han sido muy tensas desde la anexión de Crimea por Moscú en 2014 y el posterior conflicto separatista en el este de Ucrania, acontecimientos que llevaron a Washington a imponer sanciones a Rusia.

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, asumió el cargo en enero, diciendo que quería mejorar los lazos. Pero las relaciones han sido dañadas por las acusaciones de funcionarios de inteligencia estadounidenses de que Rusia intentó inmiscuirse en las elecciones presidenciales, algo que Moscú niega.

Trump, que luchaba contra las acusaciones de que sus socios estaban en connivencia con Rusia, firmó 'sin ganas', el mes pasado nuevas sanciones contra Moscú que había sido elaborado por el Congreso.

Cuando quedó claro que esas medidas se convertirían en ley, Moscú ordenó a Estados Unidos cortar su personal diplomático y técnico en Rusia en más de la mitad, a 455 personas.

Reuters

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG