Enlaces para accesibilidad

Remesas a países en desarrollo aumentan un 10% a nivel global


De acuerdo con estimaciones del Diálogo Interamericano, los venezolanos en el exterior enviaron 226 millones de dólares hacia Colombia en 2018.

Las remesas hacia países en vías de desarrollo alcanzaron los $529 mil millones de dólares en 2018, un aumento del 10% en comparación con el año anterior.

Entre los países que más cantidad de dinero recibieron en remesas están India ($79 mil millones), China ($67 mil millones) y México ($36 mil millones), según datos del Banco Mundial. El aumento se debe a una mejora en la economía y el mercado laboral en Estados Unidos, al igual que un repunte en los envíos desde los países del golfo pérsico y Rusia.

Latinoamérica es un reflejo de esta tendencia: las remesas aumentaron un 10% en comparación con 2018, de acuerdo con un estudio del centro de pensamiento Diálogo Interamericano. El informe, que analizó los envíos de dinero hacia 16 países latinoamericanos estima que en 2018 la región recibió $84,650 millones de dólares en remesas.

En contraste, la tasa de crecimiento económico de la región fue de un 1,9% y en algunos países, las remesas comprenden más del 15% del Producto Interno Bruto. El ejemplo más extremo es Haití, donde los envíos de dinero del exterior representaron el 39% del PIB en comparación con un crecimiento económico del 1.6%. Le siguen El Salvador, donde las remesas constituyeron un 21% del PIB y Honduras, con un 20%.

La migración, tanto hacia Estados Unidos como dentro de la región explica el aumento porcentual en las remesas. Un ejemplo de esto es Colombia, país que recibió $6.300 millones de dólares en remesas en 2018 y donde viven cerca de 1,2 millones de venezolanos.

De acuerdo con estimaciones del Diálogo Interamericano, los venezolanos en el exterior enviaron 226 millones de dólares hacia Colombia en 2018.

La migración de personas procedentes de los Países del Triángulo Norte hacia Estados Unidos, también contribuyó al alza en las remesas. En 2018, 150,000 migrantes de Honduras, Guatemala y El Salvador entraron a EE.UU. Sin embargo, aclara el estudio, aunque “esta migración permanece, se está produciendo a un ritmo más lento que en el pasado”.

Compartir la prosperidad

El total del dinero enviado en remesas a nivel mundial es tres veces más que el destinado para ayuda internacional. Para Dilip Ratha, experto en temas de migración y remesas del Banco Mundial, “son un beneficio tangible de la migración internacional hacia los países que las reciben”.

Impulsados por el altruismo y los lazos familiares, los migrantes que envían dinero a sus familias no solo contribuyen al bienestar de sus seres queridos, sino que ayudan a “reducir la pobreza y aumentar la inclusion financiera, creando comunidades más resilientes”, explicó Ratha a la Voz de América.

Las remesas “crean un puente entre los migrantes y sus comunidades de origen”, añadió.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG