Enlaces para accesibilidad

Un guardia muerto y otro rescatado deja disturbio en prisión de Delaware

  • Voz de América - Redacción

La prisión James T. Vaughn en Delaware es vigilada por la policía estatal.

Por lo menos cuatro oficiales estaban entre los rehenes después que un numeroso grupo de reos tomaran un edificio de una prisión en Delaware.

La toma de rehenes que ocurrió en una prisión de máxima seguridad en Delaware, finalizó esta mañana cuando la policía incursionó en el edificio, rescató a un guardia y encontró a otro muerto.

Al menos cuatro guardias estaban entre los rehenes, luego que un numeroso grupo de prisioneros tomaran el control del edificio C, en el centro correccional James T. Vaughn, en Smyrna.

Dos de los cuatro oficiales fueron librados pocas horas después de iniciado el incidente y 46 reos fueron liberados durante las negociaciones entre la policía y los secuestradores.

El estado de sdalud del oficial rescatado no fue revelado, pero se sabe que fue llevado de emergencia a un hospital cercano.

Por lo menos 82 presos permanecían en el edificio el jueves temprano.

El gobernador de Delaware, John Carney, dijo en una declaración: “Estoy orando intensamente por la familia del oficial caído".

"Esto sirve como un trágico recordatorio de que los miembros de la policía arriesgan su vida cada día en nombre del pueblo de Delaware. Respaldaremos a la familia del oficial caído y los colegas policías durante lo que es un momento extremadamente difícil”, agregó Carney.

Una investigación preliminar sugiere que el incidente comenzó alrededor de las 10:30 de la mañana del miércoles cuando un funcionario de la prisión entró al edificio C, una zona que alberga a más de 100 reclusos.

El funcionario pidió asistencia inmediata, dijo el portavoz de la Policía estatal de Delaware, sargento Richard Bratz. Otros oficiales respondieron en ayuda, y varios empleados fueron tomados como rehenes, agregó.

Bratz dijo inicialmente que cinco empleados habían sido secuestrados, pero en una conferencia de prensa posterior indicó el número había sido revisado a cuatro, después que otra personas que se pensaba estaba entre los rehenes fue encontrada en otra parte de la prisión.

De acuerdo con el News Journal, los reos que tomaron los rehenes llamaron a su sala de redacción para explicar sus preocupaciones sobre el tratamiento que reciben.

“Donald Trump. Todo lo que hizo. Todo lo que está haciendo ahora. Sabemos que la institución va a cambiar para peor. Sabemos que la institución va a cambiar para peor”, dijo un reo en la llamada.

XS
SM
MD
LG