Enlaces para accesibilidad

CPJ pide que EE.UU. no exija claves de redes sociales

  • Voz de América - Redacción

La agrupación afirmó haberse unido a más de dos docenas de organizaciones.

El comité para la Protección de Periodistas (CPJ) reclamó junto a más de 40 organizaciones, que EE.UU. no exija información y contraseñas de perfiles de redes sociales para entrar en territorio estadounidense, como plantea el Departamento de Seguridad Nacional.

"Pedir información de acceso (a las redes sociales) es un ataque directo a los derechos fundamentales y debilitaría, en lugar de promover, la seguridad nacional", dice una carta remitida al secretario de Seguridad Nacional, John Kelly.

La petición se produce después de que Kelly afirmara ante un comité el pasado mes de febrero que EE.UU. estudia la posibilidad de pedir estos datos personales a todo aquel que quiera pisar suelo estadounidense.

La misiva conjunta también expresa preocupación por informaciones recibidas sobre varios casos en los que oficiales de inmigración estadounidenses han solicitado acceso a aparatos digitales y datos de redes sociales tanto a refugiados como a inmigrantes con visados, residentes permanentes y ciudadanos estadounidenses.

La Unión Americana de Libertades Civiles y la Electronic Frontier Foundation dicen que las quejas de tales búsquedas han aumentado recientemente.
La Unión Americana de Libertades Civiles y la Electronic Frontier Foundation dicen que las quejas de tales búsquedas han aumentado recientemente.

"Esta información indica que los oficiales (de inmigración) están interrogando a los viajeros sobre sus opiniones políticas y religiosas y analizando sus hábitos de lectura y visualización, fuentes de noticias y comunicaciones privadas", apunta el texto.

Además, opinan las organizaciones, la posible exigencia de claves de redes sociales por parte de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza, "incrementarán dramáticamente los riesgos de seguridad para los ciudadanos de EE.UU., que se enfrentarán peticiones similares en fronteras extranjeras".

"Un mundo en el que cada viajero quizá tenga que dar acceso a sus identidades en la red al gobierno es menos seguro para todo el mundo", asevera la carta.

Asimismo, los grupos argumentan que el acceso a las redes sociales de los viajeros y su análisis producirían una cantidad ingente de información de escasa utilidad, y que supondría "una intrusión en las relaciones profesionales confidenciales".

Razonan también que este "interrogatorio invasivo sobre la actividad en las redes sociales" afectarán especialmente a los musulmanes, teniendo en cuenta que este grupo es objeto del veto migratorio del presidente de EE.UU., Donald Trump.

Por ello, la agrupación afirmó haberse unido a más de dos docenas de organizaciones en una petición que insta a la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de la ONU, el Alto Comisionado para los Refugiados y a la Organización Internacional para la Migración a que investiguen la propuesta de Kelly.

El pasado mes de febrero, el CPJ ya publicó junto a más de 100 organizaciones de periodistas un comunicado en el que en las que se oponían a este "asalto directo sobre los derechos fundamentales".

¿Qué pueden pedir?

El nuevo director del Departamento de Seguridad Interior, John Kelly, argumentó que esta posición es considerada como un cambio a la política de aduanas que se aplica a los extranjeros, con el objetivo de mejorar la seguridad interna de EE.UU.

"Queremos tener acceso a sus redes sociales, contraseñas. ¿Qué hacen en ellas, qué dicen?", dijo el funcionario al Comité de Seguridad Nacional de la Cámara de Representantes.

Un ejemplo es que los agentes piden al propietario del dispositivo móvil que lo desbloquee, ya que ellos no pueden solicitar el código para hacerlo por su cuenta.

La norma dice que los viajeros tienen derecho a que sean inspeccionados fuera de la vista del público, almacenados bajo alta seguridad, y la información destruida cuando no haya sido detectada actividad ilegal.
La norma dice que los viajeros tienen derecho a que sean inspeccionados fuera de la vista del público, almacenados bajo alta seguridad, y la información destruida cuando no haya sido detectada actividad ilegal.

En el caso de redes sociales, existe un formato de respuesta voluntaria que es aplicado a los ciudadanos.

La revisión aplica para celulares, tabletas, computadoras, cámaras y "cualquier otro tipo de dispositivo electrónico", según los procedimientos del CBP.

"Mantener a los estadounidenses seguros y hacer cumplir las leyes del país en un mundo cada vez más digital depende de nuestra capacidad de examinar legalmente todos los materiales", dijo Kelly.

Para una "búsqueda en profundidad", los agentes tienen el derecho de hacer copias de la información contenida en los dispositivos, y retenerlos durante el tiempo que sea necesario (no hay límite de días).

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG