Enlaces para accesibilidad

Papa Francisco se reúne con presidente Kuczynski


El presidente del Perú Pedro Pablo Kuczynski recibe al papa Francisco en el palacio de gobierno en Lima, Perú. Enero 19, 2018.

LIMA - El papa Francisco lamentó en Perú que la corrupción se presente en Latinoamérica como un "virus" que lo infecta todo.

En su único discurso frente al presidente peruano Pedro Pablo Kuczynski y los funcionarios claves del país, el pontífice pidió "estar muy atentos a esa otra forma... de degradación ambiental que contamina progresivamente todo el entramado vital: la corrupción".

Presentes también estaban Keiko Fujimori y su hermano y legislador Kenji, quienes dirigen facciones divergentes del partido mayoritario que domina el parlamento.

El papa dijo que luchar contra la corrupción y defender la esperanza "implica mayor cultura de la transparencia entre entidades públicas, sector privado y sociedad civil. Nadie puede resultar ajeno a este proceso; la corrupción es evitable y exige el compromiso de todos".

Es la primera mención de Francisco a la palabra corrupción en su gira que empezó el lunes en Chile.

"Cuánto mal le hace a nuestros pueblos latinoamericanos y a las democracias de este bendito continente ese virus social, un fenómeno que lo infecta todo, siendo los pobres y la madre tierra los más perjudicados", dijo Francisco en medio del silencio de la élite política de Perú.

Kuczynski, un exbanquero de Wall Street de 79 años, está implicado en una investigación fiscal por el pago de más de 782.000 dólares que Odebrecht realizó a su consultora financiera Westfield Capital mientras era primer ministro del expresidente Alejandro Toledo (2001-2006).

De acuerdo a la ley, Kuczynski no puede ser acusado hasta que concluya su mandato en 2021 pero sí puede ser convocado como testigo para que aclare los vínculos de su empresa con la gigante brasileña de la construcción, que admitió haber sobornado a funcionarios peruanos para obtener jugosos contratos.

En Perú todos los presidentes y los líderes políticos más importantes desde 2001 están salpicados por Odebrecht.

Sobre el expresidente Toledo pesa una orden de captura internacional por presuntos sobornos y lavado de activos, Alan García (2006-2011) está bajo investigación por soborno y Ollanta Humala (2011-2016) está en prisión provisional por 18 meses también por presunto lavado de activos.

Keiko Fujimori, la hija del expresidente Alberto Fujimori, también es investigada a nivel fiscal por presuntamente recibir dinero de Odebrecht para su campaña presidencial de 2011 donde perdió. Ella también postuló sin suerte a la presidencia en 2016.

En el 2000, el entonces presidente Alberto Fujimori también fue removido de su cargo por "incapacidad moral" luego de que huyera a Japón acosado por los escándalos de corrupción de su decenio (1990-2000). En 2009 Fujimori fue sentenciado a 25 años de prisión por asesinato, pero también recibió otras tres condenas por delitos de corrupción. Alberto Fujimori fue indultado a horas de la Navidad por Kuczynski desatando ira entre gran parte de los peruanos.

Visita a la Amazonía

Antes de Lima, el papa Francisco llamó a defender la Amazonía, durante una visita a Puerto Maldonado, una sofocante ciudad del sureste peruano.

En un coliseo, el papa exigió el fin de la explotación implacable de su madera, gas y oro, así como el reconocimiento de sus pueblos indígenas como principales custodios.

Francisco dijo durante un encuentro ante miles de indígenas que la Amazonía es tierra disputada y enfrenta la fuerte presión de grandes intereses económicos por sus valiosos recursos naturales.

Tras recibir numerosos aplausos, añadió que la defensa de la tierra "no tiene otra finalidad que no sea la defensa de la vida".

El papa advirtió al mismo tiempo que existe otra "devastación de la vida" causada por la esclavitud sexual que sufren muchas mujeres en las zonas de extracción minera aurífera de la Amazonía.

"Quisiera que se escuchara el grito de Dios preguntándonos a todos: ¿Dónde está tu hermano?", comentó Francisco, dirigiéndose a su audiencia en la que también estaban el presidente Pedro Pablo Kuczynski y otros funcionarios. "No nos hagamos los distraídos. Hay mucha complicidad", señaló.

David Martínez, el obispo de Puerto Maldonado, le dijo a Francisco que había venido "a escuchar el grito de la tierra y el grito de los pobres... para nosotros los misioneros ellos nos han enseñado a mirar el mundo desde su perspectiva y de verdad se ve más bello, se ve más feliz".

Los indígenas llegaron a ver al papa desde diversas zonas de Perú, que tiene más de 60% de su territorio compuesto por bosques.

El pontífice califica a la Amazonía, que abarca a nueve países sudamericanos y 34 millones de personas, como uno de los "pulmones del planeta". En su encíclica de 2015 "Laudato Si" condenó la explotación de los recursos naturales del mundo por poderosas multinacionales, a expensas de los pobres y de los pueblos indígenas que dependen de esos recursos para sobrevivir.

El papa llegó a Perú el jueves, procedente de Chile.

Con información de AP

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG