Enlaces para accesibilidad

“Marcha de las Mujeres” regresó a Washington por tercer año consecutivo


La primera de estas marchas se realizó el día después de la juramentación del presidente Donald Trump, el 21 de enero de 2017.

Con un poco menos de fuerza, la “Marcha de las Mujeres” regresó a Washington por tercer año consecutivo este sábado en medio del frío y el cierre parcial del gobierno federal, el más largo de la historia de EE.UU., que llega a 29 días.

Los organizadores de este año solicitaron un permiso para un estimado de 500.000 personas, pero la asistencia fue de aproximadamente unas 100.000 asistentes.

El plan original era concentrases en el National Mall, pero debido al pronósticos del clima, los organizadores cambiaron la locación y ruta comenzando en Freedom Plaza, para continuar por la Pennsylvania Avenue, hasta llegar a la Casa Blanca.

Debido a estos cambios, la marcha en sí solo tomó una hora en llegar a su destino final y devolverse.

Miles de personas participan en la Tercera Marcha Anual de Mujeres en Freedom Plaza, Washington. Enero 19, 2019.
Miles de personas participan en la Tercera Marcha Anual de Mujeres en Freedom Plaza, Washington. Enero 19, 2019.

Docenas de marchas paralelas se realizaron en otras ciudades de EE.UU., como Boston, Houston, Baltimore y Denver; y el mundo, en países como Alemania.

La senadora Kirsten Gillibrand participó en la marcha de Des Moines, Iowa, y aseguró que la primera "Marcha de las Mujeres" había sido uno de los momentos políticos más influyentes de su carrera.

"Nuestra democracia solo funciona funciona cuando personas como ustedes se levantan y la demandan", aseguró Gillibrand.

La legisladora Alexandra Ocasio-Cortés también estuvo presente en la concentración de Nueva York

La concentración de este año sirvió para impulsar las políticas relacionadas con el aumento del salario mínimo, el acceso a la reproducción, la atención médica y los derechos de voto, específicamente antes de las elecciones de 2020.

La marcha, aseguran las organizadoras, también se realizó para celebrar las victorias de las mujeres electas para el Congreso en las elecciones de 2018. La recién electas legisladoras, casi todas demócratas, incluyen la primera musulmana y la primera nativa estadounidense en el Congreso.

Sin embargo, la razón principal seguía siendo el presidente Donald Trump, y este año se agregó la elección del juez de la Corte Suprema, Brett Kavanaugh.

En una de las señales se leía: "Las mujeres fuertes solo le temen a los hombres débiles", mientras que en otro se leía: "Estado de animo: todavía bastante molesta por lo de Kavanaugh".

Los "pussy hats" en durante una marcha organizada por la Women's March Alliance en Manhattan, Nueva York. Enero 19, 2019.
Los "pussy hats" en durante una marcha organizada por la Women's March Alliance en Manhattan, Nueva York. Enero 19, 2019.

Las marcha de este año también estuvo marcada por acusaciones entre las mismas fundadoras de antisemitismo y de desviar el propósito de la concentración. En noviembre, Teresa Shook, una de las miembros fundadoras del moviemiento, acusó a las otras cuatro líderes de antisemitismo.

La primera se realizó el día después de la juramentación del presidente Donald Trump, el 21 de enero de 2017, y es considerada una de las grandes marchas de Washington desde la era de Vietnam.

La “marcha de las mujeres” se dio un día después de que se realizara la “Marcha por la vida”, conocida por estar en contra del aborto.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG