Enlaces para accesibilidad

Oxfam denuncia maltrato a migrantes en Francia


En un informe la ONG británica Oxfam, acusa a la policía fronteriza de Francia de maltratar a los migrantes.

Oxfam dice que la policía fronteriza francesa está maltratando a los niños migrantes que buscan ingresar a Francia desde Italia, enviándolos de vuelta a Italia en violación de las leyes francesas y de la Unión Europea.

"A algunos niños se les cortaron las suelas de los zapatos, antes de enviarlos a Italia", dice un miembro del personal de Oxfam en un informe recientemente publicado titulado "Nowhere But Out".

"La policía les grita, se ríe de ellos, los empuja y les dice: 'Nunca cruzarán aquí'", dijo un trabajador humanitario. "Algunos niños tienen su teléfono móvil incautado y la tarjeta SIM eliminada. Perdieron todos sus datos y agenda telefónica. Ni siquiera pueden llamar a sus padres después ".

Macron, Conte se reúnen

El presidente francés Emmanuel Macron y el nuevo primer ministro italiano Giuseppe Conte se reunirán el viernes en medio de las tensiones entre los dos países sobre los inmigrantes.

A principios de esta semana, el líder francés criticó a Italia después de que rechazó a cientos de inmigrantes a bordo de un barco de rescate, calificando el comportamiento de Italia como "irresponsable". El nuevo ministro del Interior Matteo Salvini respondió diciendo que Francia debería recibir más inmigrantes y que Macron debería pasar de "palabras a acción".

Macron dijo el jueves: "Es hora de una acción colectiva" y nunca "pretendió ofender" a Italia.

Informe de Oxfam

Según el informe "Nowhere But Out", se estima que unos 16.500 refugiados y otros migrantes se han alojado en los alrededores de la pequeña ciudad italiana de Ventimiglia, a siete kilómetros de la frontera con Francia. Uno de cada cuatro migrantes es un niño no acompañado.

El informe dice que "no hay arreglos" en Ventimiglia para cuidar a los niños que regresan. "Una vez que están fuera del tren, tienen que valerse por sí mismos".

Los adultos y los niños a menudo se ven obligados a caminar de regreso a Italia.

"A lo largo de ese camino, nos encontramos con gente caminando bajo la lluvia o el sol ardiente", dijo Oxfam en el informe. "La última persona que conocimos fue una niña eritrea muy joven con su bebé de 40 días en brazos".

El informe dice que la policía francesa con frecuencia cambia el papeleo de los niños no acompañados para que parezcan mayores de lo que son y que quieren regresar a Italia. Muchos intentan llegar a familiares y amigos en Francia y otros países europeos, dice la organización benéfica.

La organización ha pedido a Italia, Francia y todos los miembros de la Unión Europea que "compartan la responsabilidad de acoger a los solicitantes de asilo de forma más equitativa ... para que se aborden los derechos y necesidades de los solicitantes de asilo y se dé prioridad a los vínculos con familiares y familiares".

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG