Enlaces para accesibilidad

Fuentes: Manafort a punto de ser trasladado a Nueva York para enfrentar un caso estatal


Foto de archivo, 23 de mayo de 2018, de Paul Manafort, ex jefe de la campaña presidencial de Donald Trump, saliendo de una corte federal en Washington.

Paul Manafort, expresidente de la campaña del presidente Donald Trump, quien guarda prisión en Pennsylvania por una condena federal, está cerca de ser transferido a la custodia de la ciudad de Nueva York para enfrentar cargos de fraude estatal, dijeron el martes dos personas familiarizadas con el asunto.

Las fuentes dijeron que Manafort podría ser procesado por los cargos del estado posiblemente la próxima semana y luego comenzar una estadía en el famoso complejo de cárcel de la ciudad en Rikers Island, hasta que se resuelva el caso.

Añadieron que el fiscal del distrito de Manhattan, Cyrus R. Vance Jr., solicitó a su oficina que recogiera a Manafort en la cárcel federal mediante una ley que contempla la transferencia de presos inculpados en otra jurisdicción.

Las personas hablaron con The Associated Press bajo condición de anonimato porque no estaban autorizadas para discutir el caso. La solicitud de transferencia fue reportada por primera vez el martes por The New York Times.

Los fiscales estatales y los funcionarios correccionales federales y locales declinaron hacer comentarios. Los abogados de Manafort no respondieron de inmediato a los mensajes.

Manafort, de 70 años, ahora enfrenta la posibilidad de convertirse en un preso en Rikers Island, una instalación que ha enfrentado años de quejas por parte de guardias y pandilleros, maltrato a enfermos mentales e injustamente detenciones para delincuentes menores. Probablemente sería puesto bajo custodia protectora debido a su alto perfil.

En marzo, Manafort fue condenado a 7 años y medio de prisión por los cargos federales presentados por el fiscal especial Robert Mueller, acusándolo de engañar al gobierno de los Estados Unidos sobre su lucrativo trabajo de cabildeo en el extranjero y por alentar a los testigos a mentir en su nombre.

Inmediatamente después de la imposición de la sentencia, los fiscales de Nueva York presentaron una acusación de 16 cargos que lo acusaba de dar información falsa sobre las solicitudes de préstamos hipotecarios.

El nuevo caso parecía diseñado, al menos en parte, para proteger contra la posibilidad de que Trump pudiera perdonar a Manafort, quien durante meses lideró la apuesta del famoso empresario por la Casa Blanca en 2016. El presidente puede perdonar los delitos federales pero no los delitos estatales.

Los legisladores de Nueva York aprobaron en mayo un proyecto de ley destinado a garantizar que los fiscales estatales puedan presentar cargos contra cualquier persona que haya recibido un indulto presidencial por delitos federales similares.

La legislación, apoyada por el gobernador demócrata Andrew Cuomo, revisa la ley local de doble peligro para proteger las investigaciones en curso del estado sobre el presidente republicano y sus asociados.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG