Enlaces para accesibilidad

Exabogado de la Casa Blanca debe testificar ante el Congreso


El abogado de la Casa Blanca, Don McGahn escucha al juez Brett Kavanaugh testificar ante la Comisión de Inteligencia del Senado, el 27 de septiembre de 2018. McGahn debe testificar en la investigación de juicio político al presidente Trump dijo un juez el 25 de noviembre de 2019.

El exabogado de la Casa Blanca, Don McGahn, debe cumplir con una citación del Congreso que busca su testimonio sobre los esfuerzos del presidente Donald Trump para impedir la investigación federal ahora completada sobre la interferencia rusa en las elecciones estadounidenses de 2016, dictaminó un juez el lunes.

En un caso importante sobre los poderes presidenciales, la jueza Ketanji Brown Jackson en Washington rechazó el reclamo legal de la administración Trump de que los actuales y ex altos funcionarios de la Casa Blanca no pueden ser obligados a declarar ante el Congreso.

McGahn, quien dejó su cargo en octubre de 2018, en mayo pasado desafió una citación del Comité Judicial de la Cámara de Representantes, liderada por los demócratas, como testimonio. La citación se emitió meses antes de que la Cámara iniciara una investigación de juicio político en septiembre sobre las acciones del presidente republicano en relación con Ucrania. El comité demandó a McGahn en agosto para tratar de hacer cumplir la citación.

El fallo de Jackson se refiere solo al testimonio de McGahn. Pero al rechazar el argumento legal clave de Trump para desafiar las citaciones del Congreso, podría dar a otros asesores presidenciales actuales y anteriores una base legal para cooperar con la investigación de juicio político en curso en la Cámara, dijeron expertos legales.

La administración Trump se ha negado a cooperar con la investigación de juicio político, así como con otras investigaciones dirigidas por demócratas, y ha ordenado a los funcionarios actuales y anteriores que desafíen las citaciones para obtener documentos y testimonios. Hay otras demandas legales sobre citaciones que buscan registros fiscales y financieros de Trump.

McGahn surgió como una figura fundamental en el informe de 448 páginas completado en marzo por el ex asesor especial Robert Mueller que detalla la interferencia rusa en las elecciones de 2016, a través de una campaña de piratería y propaganda, así como amplios contactos entre la campaña de Trump y Moscú.

El informe de Mueller, publicado en forma redactada en abril, reveló alrededor de 10 casos en los que Trump tomó medidas para impedir la investigación. Mueller no exoneró a Trump de la obstrucción de la justicia, aunque el Fiscal General William Barr, designado por Trump, decidió que el presidente no había cometido obstrucción.

Cuando el comité demandó a McGahn en agosto, dijo que necesitaba hablar con él para ayudar a los legisladores a decidir si incluir las acciones de Trump hacia la investigación de Mueller como parte de una investigación de juicio político.

Según el informe de Mueller, McGahn le dijo al equipo de Mueller que Trump le ordenó repetidamente que retirara al fiscal especial y luego le pidió que negara haber recibido instrucciones cuando surgió la noticia de la acción en los informes noticiosos. McGahn no cumplió ninguna de las instrucciones.

La relación de McGahn con Trump fue tensa por los eventos de la investigación de Mueller. Trump lo reemplazó con Pat Cipollone, quien todavía ocupa el cargo.

Varios ayudantes y asesores de Trump fueron acusados en la investigación de Mueller. Todos menos dos se declararon culpables, mientras que el asesor Roger Stone y el ex presidente de campaña Paul Manafort fueron condenados por jurados. Mueller dijo que no encontró pruebas suficientes para acusar a Trump de conspiración criminal con respecto a Rusia.

Los líderes demócratas de la Cámara de Representantes han centrado su investigación de juicio político en Ucrania, pero han discutido la búsqueda de un cargo más amplio de obstrucción del Congreso entre los artículos de juicio político (cargos formales) presentados contra Trump. El testimonio de McGahn podría reforzar esa parte de su investigación.

La aprobación de la Cámara de cualquier artículo de juicio político llevaría a un juicio en el Senado sobre si condenar a Trump y destituirlo de su cargo. El Senado está controlado por los compañeros republicanos de Trump, que han mostrado poco apoyo para destituirlo.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG