Enlaces para accesibilidad

Un liberal demócrata y un favorito de Trump buscan gobernar Florida


Andrew Gillum se dirige a sus seguidores demócratas tras ganar las primarias del Partido Demócrarta para gobernador en el estado de Florida el martes, 28 de agosto de 2018, en Tallhassee, Florida.

Un liberal demócrata de Florida obtuvo el martes una sorpresiva victoria en las primarias estatales para gobernador mientras que el candidato favorito del presidente Donald Trump arrasó en la elección republicana, preparando el terreno para un disputado enfrentamiento en uno de los terrenos de batalla políticos más importantes de Estados Unidos.

Tanto el alcalde de Tallahassee, Andrew Gillum, quien podría convertirse en el primer gobernador afroestadounidense del estado, como el congresista republicano Ron DeSantis derrotaron a rivales más moderados alienados con la dirección de sus partidos.

Gillum es el tercer demócrata negro que aspira a convertirse en gobernador en las elecciones de mitad de legislatura de noviembre, junto a Stacey Abrams en Georgia y Ben Jealous en Maryland. Su victoria coincide con la ampliación de la diversidad entre los candidatos demócratas, incluyendo mujeres, afroestadounidenses y musulmanes. La variedad de candidatos para la elección es vista como una manifestación de la resistencia de la formación en la atmosfera de elevada carga racial de la era Trump.

El candidato republicano para gobernador en Florida Ron DeSantis, saluda a sus seguidores junto a su esposa, Casey, en Orlando, Florida, tras ganar la nominación.
El candidato republicano para gobernador en Florida Ron DeSantis, saluda a sus seguidores junto a su esposa, Casey, en Orlando, Florida, tras ganar la nominación.

El gobernador de Florida Rick Scott dejará vacante el puesto para postularse para el Senado. Él ganó fácilmente su primaria, estableciendo un enfrentamiento con el senador demócrata Bill Nelson, que se espera que sea una de las contiendas más competitivas de la nación.

Los demócratas también veían oportunidades en el Congreso mientras tratan de cambiar el control de la Cámara de Representantes de EE.UU. Una de sus mejores oportunidades es en el sur de Florida, donde la representante republicana Ileana Ros-Lehtinen se retira en un distrito que debería favorecer a los demócratas.

Donna Shalala, quien se desempeñó como secretaria de Salud y Servicios Humanos del presidente Bill Clinton, logró la nominación demócrata en el distrito de Ros-Lehtinen.

La candidata demócrata a la Cámara de Representantes de EE.UU. Donna Shalala habla con partidarios en Little Havana, Miami, el martes, 28 de agosto de 2018.
La candidata demócrata a la Cámara de Representantes de EE.UU. Donna Shalala habla con partidarios en Little Havana, Miami, el martes, 28 de agosto de 2018.

En Arizona, la congresista Martha McSally derrotó a un par de candidatos conservadores y ganó la nominación republicana para ocupar la vacante que deja en el Senado Jeff Flake, a la que también aspira la demócrata Kyrsten Sinema.

Esa contienda quedó eclipsada por el deceso de John McCain, una destacada figura que representó a Arizona en el Senado durante seis periodos. El gobernador, Doug Ducey, nombrará a su sustituto para los próximos dos años tras el funeral de McCain.

Florida y Arizona son dos estados muy analizados por el crecimiento de las minorías, que impulsó a los candidatos demócratas a medida que los electores republicanos se hacen más mayores y conservadores. Los comicios de noviembre podrían adelantar qué ocurrirá en las presidenciales de 2020.

En Florida, DeSantis reconoció a Trump por su triunfo, señalando que con un tuit de apoyo, el presidente “me pudo en el mapa”.

Gillum dio las gracias a los votantes que abrazaron “nuestro plan para un estado que dé cabida a todos, no solo a los adinerados y bien conectados sino a todos”.

Los resultados de las primarias transformaron de inmediato la carrera electoral de Florida en una de las más importantes del país. El triunfo de Gillum podría ayudar a los demócratas a impulsar el entusiasmo entre las minorías, mientras que DeSantis pondrá a prueba la influencia de Trump en una región crucial que ganó en 2016 y que quiere seguir controlando en 202

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG