Enlaces para accesibilidad

Dolor crónico y marihuana medicinal: estudio


ARCHIVO- Un farmaceuta alcanza un frasco de cannabis para un paciente recetado en Utopia Gardens, un dispensario de marihuana medicinal en Detroit, Michigan. 2/10/18. (AP Foto/Carlos Osorio).

El dolor crónico es la razón más común que muchos pacientes arguyen para inscribirse en programas de marihuana medicinal de aprobación estatal en EE.UU.

También la rigidez producto de la esclerosis múltiple y las náuseas relacionadas con la quimioterapia, según un análisis de 15 estados publicado esta semana en la revista Health Affairs.

California se convirtió en el primer estado en permitir el uso médico de la marihuana en 1996. Más de 30 estados ahora permiten la marihuana para decenas de problemas de salud.

Las listas de condiciones permitidas varían según el estado, pero en general, un médico debe certificar que un paciente tiene un diagnóstico aprobado.

Si bien el gobierno de los Estados Unidos ha aprobado medicamentos a base de compuestos que se encuentran en la planta, considera que la marihuana es ilegal e impone límites a la investigación.

La mayor parte de la evidencia proviene del estudio de productos farmacéuticos basados en ingredientes de marihuana, no de estudios sobre marihuana fumada o ingerida como alimento.

La demencia y el glaucoma, por ejemplo, son condiciones en las que la marihuana no ha demostrado ser valiosa, pero algunos estados las incluyen. Muchos estados permiten la enfermedad de Parkinson o el trastorno de estrés postraumático donde la evidencia es limitada.

El análisis se basa en datos de 2016 de los 15 estados que informaron las razones dadas para consumir marihuana. Los investigadores compararon los síntomas y las condiciones con una revisión exhaustiva de la evidencia científica: un informe de 2017 de la Academia Nacional de Ciencias, Ingeniería y Medicina.

El estudio muestra que el público se está informando sobre el cannabis y sus componentes químicos, dijo Ziva Cooper, de la Iniciativa de Investigación de Cannabis de la Universidad de California en Los Ángeles. Cooper formó parte del comité de informes de las Academias Nacionales, pero no participó en el nuevo estudio.

El estudio halló que cerca de dos tercios de las aproximadamente 730.000 razones están relacionadas con el dolor crónico.

Brandian Smith, es una paciente de 37 años, de Pana, Illinois, que califica porque tiene fibromialgia. A veces sus músculos se sienten como si estuvieran siendo apretados en una prensa. Ella dice que ha dejado de tomar analgésicos opioides porque la marihuana le funciona mejor. Smith gasta unos $ 300 al mes en su dispensario de marihuana.

"El cannabis es lo primero que descubrí que hace que el dolor desaparezca y no me deje tan drogada que no pueda disfrutar de mis actividades diarias", dijo Smith.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG