Enlaces para accesibilidad

Varios estadounidenses entre las víctimas de ataque en Kabul


Un oficial del ministerio del Interior de Afganistán indicó que 14 de las víctimas eran extranjeros y ocho afganos.

Un funcionario del Departamento de Estado dijo que varios ciudadanos estadounidenses se cuentan entre las víctimas del ataque terrorista del pasado fin de semana en el hotel Intercontinental en Kabul.

El oficial, quien declaró bajo condición de anonimato porque no estaba autorizado para ofrecer información no detalló si es que las víctimas figuran entre los heridos o entre los fallecidos.

El Departamento de Estado dijo que Estados Unidos envía profundas condolencias a las familias y amigos de las víctimas fatales y espera la pronta recuperación de todos los heridos.

Los estadounidenses estarían entre las 22 personas fallecidas en el ataque en la capital afgana. Un oficial del ministerio del Interior de Afganistán indicó que 14 de las víctimas eran extranjeros, entre ellos seis ucranianos, dos pilotos venezolanos de KamAir, un ciudadano de Kazajstán y un ciudadano alemán, además de ocho afganos. No quedó claro cuán graves eran las heridas de los estadounidenses.

El asedio del fin de semana que duró 13 horas empezó el sábado cuando militantes del Talibán con chalecos suicidas irrumpieron en el hotel y culminó el domingo cuando las fuerzas de seguridad afganas dieron muerte al último agresor que quedaba

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha implementado un plan de enviar miles de soldados más a Afganistán y de otorgar asistencia estadounidense solo con base en los resultados concretos que logre el gobierno afgano en su lucha antiinsurgente.

La embajadora estadounidense ante la ONU, Nikki Haley, viajó recientemente a Afganistán y aseguró que la política estaba funcionando y que las conversaciones de paz entre el gobierno y el Talibán estaban dando frutos.

Los seis guerrilleros talibanes que atacaron el Hotel Intercontinental de Kabul con chalecos suicidas iban en busca de funcionarios afganos o de turistas para poder asesinarlos. Más de 150 personas fueron rescatadas o escaparon durante el enfrentamiento, entre ellos 41 extranjeros. Algunos se escondieron en bañeras o debajo de colchones para eludir a los atacantes, que merodeaban por los pasillos.

Las autoridades afganas anunciaron una investigación para determinar cómo los atacantes pudieron entrar al hotel tan fácilmente. Najib Danish, portavoz del Ministerio de Relaciones Interiores de Afganistán, dijo el martes que las fuerzas de seguridad además desactivaron un coche bomba que estaba cerca del hotel después de la conclusión del asalto.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG