Enlaces para accesibilidad

California: Incendios forestales se propagan rápidamente


Las llamas rodean una construcción en Guinda, California, el domingo 1 de julio de 2018. Se ordenaron evacuaciones cuando vientos cálidos y secos alimentaron un incendio forestal descontrolado el domingo en las zonas rurales del norte de California, enviando una corriente de humo millas (120 kilómetros) al sur en el área de la Bahía de San Francisco. (AP Photo / Noah Berger)

Un incendio forestal que comenzó el fin de semana en California se ha extendido rápidamente a lo largo de 70.000 acres (28.000 hectáreas), dijeron las autoridades el martes, con un número creciente de áreas afectadas por órdenes de evacuación obligatorias.

El llamado Incendio del Condado se desencadenó en el norte del condado Yolo el sábado, avivado por los fuertes vientos y las altas temperaturas.

Una actualización de las autoridades de bomberos del estado (Cal Fire), dijo el martes que el potencial de crecimiento del fuego sigue siendo alto, ya que los equipos luchan en terrenos difíciles.

"Los bomberos continuaron trabajando todo el día para construir nuevas líneas de contención y defender las estructuras impactadas por el incendio", dijo la autoridad, señalando que solo el cinco por ciento del incendio había sido contenido.

Más de 2,000 bomberos están ahora involucrados en la lucha contra el siniestro, desplegando 187 camiones de bomberos y 18 helicópteros.

Otro incendio, el incendio Pawnee que afectó al condado de Lake, había quemado 14,500 acres y destruido 22 edificios, pero estaba contenido en un 80 por ciento hasta el domingo.

El año pasado fue el más mortífero de California en términos de incendios.

El incendio de Thomas, en el área de Santa Bárbara en diciembre, causó la muerte de dos personas, destruyó más de 1.000 edificios -incluidas viviendas multimillonarias- e incendió unos 259.000 acres. Fue considerado el tercer incendio más destructivo desde 1932.

Los incendios de octubre en las regiones vinícolas de los valles de Napa y Sonoma, al norte de San Francisco, causaron la muerte de unas 40 personas, arrasaron unos 245.000 acres de bosques y matorrales, y destruyeron más de 7.000 casas y edificios.

Los expertos dicen que el calentamiento global aumenta el riesgo de incendios fuera de control al secar la vegetación, haciéndola más inflamable y fácilmente incendiada por los rayos, la combustión espontánea o los incendios encendidos por los humanos.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG