Enlaces para accesibilidad

Trump: "No se preocupen con las llamadas tensas con los aliados"

  • Voz de América - Redacción

Foto del 28 de enero tomada mientras el presidente Donald Trump conversa en el teléfono con el primer ministro australiano, Malcolm Turnbull.

De acuerdo a The Washington Post, el presidente estadounidense dijo que la llamada con el primer ministro australiano, Malcolm Turnbull, fue "la peor".

El presidente de EE.UU., Donald Trump, se refirió a los roces reportados por la prensa en llamadas telefónicas con el primer ministro de Australia y el presidente de México, asegurando que ninguna de ellas debe ser motivo de preocupación.

“No se preocupen con las llamadas tensas con los aliados… Todo el resto del mundo se estaba aprovechando de EE.UU., tenemos que ser más duros. Ya no nos vamos a dejar”, dijo Trump durante el Desayuno Nacional de Oración que se realizó en la capital de la nación.

"El mundo está en problemas pero lo vamos a enderezar, yo voy a arreglar eso. Esto hago yo, arreglo cosas", agregó Trump.

El mandatario estadounidense escribió en su cuenta de Twitter: “¿Tú lo crees? La Administración Obama aceptó traer a miles de inmigrantes ilegales de Australia. ¿Por qué? ¡Voy a estudiar este trato tonto!”

El primer ministro de Australia, Malcolm Turnbull, había dicho horas antes que la relación de su país con Estados Unidos sigue siendo "muy fuerte" y se negó a comentar sobre el reporte del periódico The Washington Post de que el presidente Donald Trump, enojado, cortó la primera llamada telefónica entre ambos como líderes de sus respectivas naciones.

La parte medular de la conversación —y la diferencia de opinión— fue un acuerdo pactado con el gobierno de Barack Obama que permitiría reubicar en Estados Unidos a refugiados —en su mayoría musulmanes— a los que Australia ha rechazado recibir.

De acuerdo al Post, Trump describió el pacto como "el peor acuerdo de la historia" y acusó a Turnbull de buscar exportar "a los próximos bombarderos de Boston".
De acuerdo al Post, Trump describió el pacto como "el peor acuerdo de la historia" y acusó a Turnbull de buscar exportar "a los próximos bombarderos de Boston".

La llamada entre ambos estaba supuesta a durar una hora, pero a los 25 minutos, mientras el político australiano intentaba dirigir la conversación a otros temas, Trump presuntamente la cortó y dijo: “Esta fue la peor llamada por mucho”.

Turnbull no quiso confirmar que eso fue lo que sucedió.

"Es mejor que estas cosas -estas conversaciones- se conduzcan de manera honesta, franca y privada", dijo Turnbull a reporteros.

Turnbull agregó que la fortaleza de la relación bilateral era evidente en el hecho de que Trump aceptó reubicar 1.600 refugiados que solicitan asilo, la mayoría de los cuales están en campamentos en las naciones isleñas de Nauru y Papúa Nueva Guinea.

"Tenemos el sistema inmigratorio más generoso, pero necesitamos seguridad", apuntó refiriéndose a la llegada de refugiados y visitantes de algunos países mayoritariamente musulmanes.

"Los que vengan deben amar nuestros valores. Queremos que vengan a nuestra nación, pero que nos amen y que amen nuestros valores, no que nos odien y odien nuestros valores", añadió.

La historia de The Washington Post se volvió rápidamente tendencia en Twitter en Australia.

Apareció en los principales sitios web de noticias de Australia, y las cadenas de noticias del país transmitieron extensos comentarios sobre ella.

De acuerdo a otros reportes, la semana pasada, durante una llamada con el presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, Trump ofreció enviar al ejército estadounidense para hacer frente a los “hombres malos allá” a menos que México haga más para controlarlos.

XS
SM
MD
LG