Enlaces para accesibilidad

¿Un whiskey para su automóvil?

  • Voz de América - Redacción

El profesor escocés Martin Tangney ha descubierto cómo usar los desechos de la destilación del whisky y convertirlos en biobutanol.

El profesor escocés Martin Tangney ha descubierto cómo usar los desechos de la destilación del whisky y convertirlos en biobutanol.

Los subproductos del whiskey pueden ser transformados en biocombustibles.

La recomendación es que no hay que mezclar el alcohol con los automóviles, pero ahora un científico ha descubierto cómo el whisky y los autos pueden ayudar al medioambiente.

Los subproductos del whiskey pueden ser transformados en biocombustibles, lo cual puede reducir el consumo de gasolina y disminuir las emisiones de gases que contribuyen al calentamiento global.

Escocia es el mayor productor de whisky del mundo. El profesor escocés Martin Tangney ha descubierto cómo usar los desechos de la destilación del whisky y convertirlos en biobutanol, un alcohol que puede ser usado como combustible.

“En la producción de whisky, menos del 10 por ciento de lo que sale de la destilería es realmente un producto primario”, dice el Dr. Tangney. “Casi todo el resto son estos dos residuos no deseados –cerveza de malta y cebada.

Estos residuos se combinan para crear un nuevo material crudo. Y al adaptar un proceso de fermentación que data de un siglo, se convierte en biobutanol. Tangney dice que el biocombustible basado en el whisky da más postencia que el bioetanol, que se hace de la caña de azúcar o del maíz.

“Tiene casi la misma cantidad de energía que la gasolina, mientras que el bioetanol tiene solo 70 por ciento. Se puede almacenar, se pude transportar a través de tuberías y usar la infraestructura existente para distribuirlo, y en efecto, no se necesita modificar el motor”, agrega Tangney.

No se prevé que el biobutanol reemplace a la gasolina, sino que se mezcle con ella. También es posible usar este combustible en aviones y barcos y en calentadores.

Tangney es director de centro de investigación de la Universidad Napier de Edinburgh.

Muestre comentarios

XS
SM
MD
LG