Enlaces para accesibilidad

DC aprueba licencias para indocumentados

  • Voz de América - Redacción

La legislación incluye la propuesta del alcalde Vincent Gray que consiste en que los documentos estén marcados identificando al portado como indocumentado.

La legislación incluye la propuesta del alcalde Vincent Gray que consiste en que los documentos estén marcados identificando al portado como indocumentado.

Los documentos dirán explícitamente “No válida para propósitos federales” y se empezarían a emitir a partir de mayo de 2014.

Después de continuos debates el concejo del Distrito de Columbia, la capital de la nación, aprobó una ley que otorgará licencias de conducir a inmigrantes indocumentados a partir de mayo de 2014.

La legislación incluye la propuesta inicial del alcalde Vincent Gray que crea un diseño especial que las diferencie de las que normalmente reciben los residentes permanentes y ciudadanos.

El Departamento de Seguridad Nacional hizo saber que una licencia sin distinciones especiales para los indocumentados les hubiera creado muchos problemas para hacer cumplir la normativa de un documento de identificación con validez nacional.

"Hacerlo sin ninguna distinción sería imposible por los requisitos que impone el gobierno federal. Pero sin lugar a dudas ahora los inmigrantes indocumentados podrán conducir al trabajo, llevar a sus hijos a la escuela, ir al médico sin miedo", dijo a la Voz de América, Roxana Olivas, directora de la Oficina de Asuntos Latinos del Alcalde (OLA, por sus siglas en inglés).

Por eso, las licencias de conducir y los documentos de identificación para personas sin estatus legal dirán explícitamente “No válida para propósitos federales”.

También indicó Olivas que la persona debe residir en Washington seis meses o más y tener un número de ITIN que se utiliza para declarar los impuestos. Las licencias de conducir se entregarán con una validez de ocho años.

Esta distinción no ha sido bien recibida por algunos representantes de organizaciones pro-inmigrantes porque consideran que generarán discriminación, persecución y acoso por parte de la policía, algo que iría en contra de la política “amigable” hacia los inmigrantes indocumentados en la capital de Estados Unidos.

Pero en su mayoría la ley es vista como una victoria para los inmigrantes y para la ciudad porque garantiza, por un lado, carreteras más seguras, y por otro, vidas más productivas para los miles de indocumentados que viven, trabajan y estudian en el Distrito de Columbia.

Varios estados del país han aprobado las licencias de conducir para indocumentados incluídos Illinois, California y Maryland.

Muestre comentarios

XS
SM
MD
LG