Enlaces para accesibilidad

De vuelta en mis zapatos


La rutina matutina incluye una bienvenida al grupo de atletismo, con canciones y abrazos.

La rutina matutina incluye una bienvenida al grupo de atletismo, con canciones y abrazos.

Un grupo de personas sin hogar utilizan el atletismo para recuperar sus vidas y salir de sus adicciones.

“De vuelta en mis zapatos” es una organización sin ánimo de lucro que trabaja con gente que no tiene casa y usualmente duermen en instituciones del gobierno por tiempo limitado. Muchos son adictos a las drogas y al alcohol.

Este grupo organiza programas y carreras de atletismo que buscan mejorar la salud y autoestima de estas personas. “De vuelta en mis zapatos” además tiene sucursales en varias ciudades de Estados Unidos.

Nick Finnigan dice que está más feliz y saludable desde que empezó a correr en “De vuelta en mis zapatos” hace seis meses. Su vida se salió de control por la adicción a las drogas y alcohol, problema que ha tenido desde que tenía 16 años. Finnigan perdió su matrimonio y no ha podido mantener un trabajo en los últimos años.

“Yo creo que nunca dejaré de pensar en las drogas, pero no quiero volver a eso. Tengo dos niños y no he sido parte de sus vidas. Quiero cambiar eso”, explica Finnigan.

A sus 33 años, Finnigan vive en una residencia del gobierno que ofrece programas de recuperación. Desde allí, sale todas las mañanas para entrenar con los miembros de “De vuelta en mis zapatos” y otros voluntarios. Según sus propias palabras este programa le ha ayudado a recuperar su vida.

Finnigan añade que su meta es conseguir un trabajo que le permita conseguir un lugar donde vivir y que tiene la determinación de mantenerse lejos de las drogas y del alcohol y seguir sus sueños.

XS
SM
MD
LG