Enlaces para accesibilidad

Asamblea Nacional activa proceso contra siete magistrados

  • AP

Tomas Guanipa (derecha), diputado por la MUD, grita consignas durante la sesión del 5 de abril de la Asamblea Nacional.

La Asamblea Nacional activó el miércoles el proceso de remoción de los siete magistrados del Tribunal Supremo que emitieron las dos sentencias contra el Legislativo que reavivaron las tensiones políticas en Venezuela.

La mayoría opositora del Congreso aprobó, sin la presencia de la bancada oficialista, la activación del proceso de destitución de los miembros de la Sala Constitucional del máximo tribunal, que podría extenderse por más de un mes y que ha sido objetado de antemano por la Corte y el oficialismo.

Mientras los congresistas sesionaban, centenares de seguidores del gobierno se concentraron a las afueras de Congreso para protestar contra los opositores.

Es poco probable que el proceso prospere debido a que el único órgano facultado por la constitución para investigar a los magistrados del Tribunal Supremo es el Poder Ciudadano, integrado por la Fiscalía, la Contraloría y la Defensoría, todos señalados de estar vinculados al oficialismo.

Sin embargo, el diputado opositor Juan Miguel Matheus indicó que "todo está configurado para que esta Asamblea Nacional pueda remover a los magistrados". El legislador aseguró que en el caso de los siete magistrados de la Sala Constitucional se cumplen todas las causales para destituirlos y ser objeto de un proceso penal por el "golpe de Estado" que, aseguró, cometieron con sus recientes sentencias contra el Congreso.

Matheus dijo a The Associated Press que luego que la Asamblea Nacional presentó el 31 de marzo una solicitud ante la Fiscalía General y la Defensoría del Pueblo para iniciar un proceso contra los miembros de la Sala Constitucional, comenzó a correr un lapso de ocho días para que los magistrados consignen sus defensas. Al completarse ese periodo, el Poder Ciudadano, integrado por la Fiscalía, la Contraloría y la Defensoría, deberá emitir un veredicto sobre la actuación de los magistrados.

En la tercera semana de este mes, el Congreso constituirá un comité de postulaciones para elegir los candidatos a magistrados, proceso que podría extenderse más allá de mayo, precisó el congresista.

El jefe de la bancada oficialista, diputado Héctor Rodríguez, rechazó las acciones de sus colegas y los acusó de actuar contra la constitución y de promover un "golpe de Estado parlamentario".

A las críticas se sumó la junta directiva de la Corte que acusó en un comunicado a la Asamblea Nacional de actuar contra la "estabilidad política" y el "orden constitucional".

A pesar de que el Tribunal Supremo revirtió el fin de semana las sentencias en las que asumía las competencias legislativas del Congreso y limitaba la inmunidad de los diputados, las tensiones políticas y las críticas internacionales no han cesado.

Al norte de la ciudad occidental de Valencia, la rectora de la Universidad de Carabobo, Jessy Divo, denunció que agentes de la Guardia Nacional ingresaron al campus en momentos que estudiantes protestaban en rechazo al dictamen del máximo Tribunal, dejando un saldo de al menos 14 heridos. Divo no dio detalles de las heridas sufridas por los estudiantes.

Por su parte, el gobernador de Carabobo, el oficialista Francisco Ameliach, solicitó al Inspector General de la Guardia Nacional que "inicie una investigación sobre la presunta violación del recinto universitario".

Ameliach, miembro del gobernante Partido Socialista Unido de Venezuela, a través de Twitter, manifestó que "pese a las agresiones de presuntos estudiantes" durante la protesta, "las fuerzas del orden público no pueden ingresar" a la Universidad sin la anuencia de sus autoridades.

"De comprobarse la violación del recinto universitario, exijo medidas severas contra los responsables", agregó el gobernador en otro tuit.

La capital venezolana, por su parte, fue escenario el martes de protestas callejeras que dejaron 11 heridos, uno de ellos por un disparo de arma de fuego.

"El golpe sigue y los venezolanos tenemos la obligación de restituir el hilo constitucional", dijo la víspera el dirigente opositor Henrique Capriles.

Los diputados de la oposición se hicieron presente desde tempranas horas de este miércoles al Palacio Legislativo en Caracas.

“Ya estamos en Palacio Federal Legislativo para sesionar y sancionar a los magistrados ¡Nada nos detiene!”, escribió en su cuenta de Twitter el diputado por Caracas, Tomás Guanipa.

El debate sobre la destitución de los magistrados de la Sala Constitucional estaba programado para el martes, pero una marcha de la oposición liderada por los diputados de la Mesa de la Unidad Nacional fue bloqueada y reprimida por la policía.

Por su parte, el presidente Nicolás Maduro aseguró que la oposición intentó llenar las calles de violencia y de sangre pero no pudo lograr su objetivo.

"Estamos en batalla”, advirtió el mandatario. “Desde el norte le dieron la orden a la derecha fascista derrotada de Venezuela, de llenar las calles de violencia . Una vez más 4 de abril triunfó la paz en Venezuela… ¡Qué viva la paz¡ ¡Ha triunfado la paz! El Tribunal de inquisición de la OEA, está condenado a fracasar".

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG