Enlaces para accesibilidad

Turquía se disculpa ante los kurdos

  • Voz de América - Redacción

Niños kurdos juegan en las calles de Yemisli, en la provincia de Hakkari, cerca de la frontera con Irak.

Niños kurdos juegan en las calles de Yemisli, en la provincia de Hakkari, cerca de la frontera con Irak.

Erdogan dijo que si es necesaria una disculpa en nombre del estado, “voy a disculparme y ofrezco mis disculpas”.

Por primera vez en 80 años, el primer ministro de Turquía, oficialmente se disculpó por la masacre de kurdos en los años ’30.

La declaración del premier Recep Tayyip Erdogan es percibida como un quiebre y un primer paso del país en reconocer las dificultades del pasado, aunque otros lo entienden como una movida política.

El primer ministro Erdogan arribó a un encuentro con partidarios con una copia de un escrito histórico, que según dijo, documenta el asesinato de 14.000 kurdos durante una rebelión en los años ’30 y posteriormente tuvo un gesto que ningún primer ministro había ofrecido hasta el momento.

Erdogan dijo que si es necesaria una disculpa en nombre del estado, “voy a disculparme y ofrezco mis disculpas”.

La masacre se produjo entre 1936 y 1938 en la provincia de Dersim, que fue luego llamada Tunceli como parte de la supresión de la rebelión, que forzó a miles de kurdos a abandonar sus hogares.

El asesinato en masa de la resistente minoría kurda en Dersim, la mayoría de los cuales eran civiles, hasta hace poco tiempo había permanecido como un tema tabú para la clase política dominante.

Los observadores dicen que la declaración de quiebre de Erdogan tiene más que ver con política partidaria, en particular cuando el primer ministro señaló que el principal partido de oposición, el Partido Republicano del Pueblo (CHP), estaba en el poder cuando ocurrió la matanza.

Fue precisamente el líder del CHP, Kemal Kilicdaroglu, quien demandó el reconocimiento Turquía por las acciones pasadas. Kilicdaroglu, quien es originario de la provincial de Tunceli, acusó a Erdogan de tartar de erosionar el legado del fundador de la República de Turquía, Kemal Ataturk, quien ejercía el poder durante los años de los asesinatos.

En la actualidad el gobierno turco combate contra los rebeldes kurdos, quienes llevan adelante una campaña por la autonomía en el área del sureste de Turquía, mayoritariamente kurda.

Los enfrentamientos han provocado la muerte de más de 40.000 personas desde 1984, en el último de los varios levantamientos de los kurdos en más de un siglo.

También el principal partido prokurdo de Trquía, el BDP, ha cuestionado la sinceridad de la declaración del primer ministro, señalando que los arrestos en masa de sus miembros y simpatizantes aún continúan.

Por su parte, el gobierno sostiene que el arresto es parte de la lucha contra los insurgentes kurdos liderados por el Partido de los Trabajadores del Kurdistán, o PKK.

Más de 70 kurdos fueron detenidos esta semana, la mayoría de ellos abogados. Más de 1.000 kurdos han sido arrestados desde las elecciones generals en Turquía en junio de 2011.

XS
SM
MD
LG