Enlaces para accesibilidad

Tormenta solar extrema rozó la Tierra en 2012

  • Voz de América - Redacción

El impacto podría haber supuesto un gasto de más de dos mil millones y medio de dólares a la economía mundial.

El impacto podría haber supuesto un gasto de más de dos mil millones y medio de dólares a la economía mundial.

En 2012, la tormenta solar más fuerte desde hace más de 150 años estuvo a punto de impactar contra la Tierra, según la NASA.

Hace dos años, una fuerte tormenta de vientos solares y campos magnéticos estuvo a punto de impactar contra la tierra, dañando redes eléctricas y satélites espaciales, según la página oficial de la NASA.

La tormenta solar que atravesó la órbita de la Tierra el 23 de julio de 2012 fue la más fuerte desde hace más de 150 años cuando, en 1859, se registró una que destruyó el sistema de telégrafos de Estados Unidos.

"De haber alcanzado la Tierra, probablemente habría sido como en 1859, pero el efecto hoy día, con nuestras tecnologías modernas, habría sido tremendo", explicó Janet Luhmann, física de la Universidad de California, quien dijo que la Tierra se salvó por nueve días. "Si la hubiera golpeado, todavía estaríamos recogiendo los pedazos", añadió Daniel Baker, de la Universidad de Colorado.

Según un estudio de la Academia Nacional de Ciencias, el impacto podría haber supuesto un gasto de más de dos mil millones y medio de dólares a la economía mundial, o lo que es lo mismo, un costo veinte veces mayor al del huracán Katrina.

Según la NASA, la tormenta podría haber provocado apagones generalizados y daños en todo aparato conectado a un tomacorriente, así como la destrucción de los satélites espaciales.

"Estoy más convencido que nunca de que la Tierra y sus habitantes fuimos increíblemente afortunados de que la erupción que tuvo lugar en el 2012 ocurriese en ese preciso momento", dijo Baker. “Una semana antes y la tierra hubiese estado en la línea de fuego”.

La probabilidad de que una tormenta como la de 1859 golpee a la Tierra en los próximos diez años es de 12%, según publicó el físico Pete Riley en un artículo para la revista Space Weather.

XS
SM
MD
LG