Enlaces para accesibilidad

Alexander Graham Bell habla desde hace un siglo

  • June Soth

Disco en la colección de "Escucha Mi Voz", exhibicion del Museo de Historia.

Disco en la colección de "Escucha Mi Voz", exhibicion del Museo de Historia.

La grabación captura las palabras del inventor mientras que por cuatro minutos recitaba números durante la primera prueba del teléfono.

“Esta grabación fue creada por Alexander Graham Bell, en la presencia de…” dice una voz desconocida mientras que visitantes caminan por el Museo Nacional de Historia del Smithsonian,"… como testigos, escuchen mi voz, soy Alexander Graham Bell.”

La voz, que se escucha en segundo piso del museo, es la parte central de una exhibición titulada Escucha Mi Voz recientemente abierta por el reconocido instituto.

La exposición presenta la única grabación inédita de Bell, mejor conocido como el inventor del fonograma.

La grabación fue descubierta hace dos años por Carl Haber y Earl Cornell, físicos del Laboratorio Nacional Lawrence Berkeley de Estados Unidos, y por un especialista de conversión digital de la Biblioteca del Congreso.

“Teníamos el contenido de las grabación en transcripciones firmadas por él [Bell], pero cuando escuchamos su voz fue muy emocionante”, dijo Carlene Stephens, curadora de la exhibición.

Esta grabación es el único legado oficial de la voz del inventor. La grabación captura las palabras de Bell mientras recitaba números durante cuatro minutos en esta primera prueba del teléfono.

“Él [Bell] vino al Smithsonian y depositó cajas cerradas en la bodega, en caso de que comenzara una batalla de patentes", comentó Stephens. “Era una época de alta competencia en una era de innovaciones e innovadores en telecomunicaciones”.

La grabación, registrada en un disco de cartón y cera en 1885, fue extraída usando una método no invasivo llamado IRENE, explicó Peter Alyea, especialista en el centro de preservación de la Biblioteca del Congreso. IRENE utiliza una aguja virtual para reproducir el sonido del disco sin tocar su delicada superficie.

“El sistema captura una imagen de la superficie del medio”, dijo Aleyea. “Esta imágen es una serie de fotografías de surcos que se mueven en formas especificas, y el movimiento de esas formas contienen el sonido. Así que las imágenes digitales pueden ser procesadas por un software o programa informático convirtiéndolas en sonido”.

La exposición, que comenzó el 26 de enero y continuara hasta el 25 de octubre de este año, también contiene artefactos del Laboratorio Volta en Washington y alrededor de 500 grabaciones adicionales, que según Stephens, el Smithsonian espera convertir en sonido a través de IRENE para inspirar nuevas generaciones de inventores e innovadores.

XS
SM
MD
LG