Enlaces para accesibilidad

25 años hablando en Creole


Keneth Merten, embajador de EE.UU. en Haití, así como el editor en jefe del Servicio Creole, Ronald Cesar, celebran junto al resto de periodistas celebran los 25 años de transmisiones hacia Haití.

Keneth Merten, embajador de EE.UU. en Haití, así como el editor en jefe del Servicio Creole, Ronald Cesar, celebran junto al resto de periodistas celebran los 25 años de transmisiones hacia Haití.

En un país en donde es complicado para los medios de comunicación sobrevivir, el Servicio Creole, de la VOA, cumple un rol indispensable en la vida de los haitianos.

Haití no es simplemente una nación pobre con problemas de infraestructura. Muy pocos tienen energía eléctrica, agua potable y otros servicios básicos.

Ni hablar del internet o de grandes cadenas de televisión. Sin embargo, los haitianos cada día están mejor informados, gracias a un proyecto que inició hace 25 años.

El Servicio Creole, de la Voz de América, financiado con fondos del gobierno de Estados Unidos, se ha convertido en una de las fuentes de información más importante de Haití.

Parte del éxito del Servicio Creole ha sido adaptarse a las necesidades de los haitianos, y más importante, a sus realidades.

“No simplemente proveemos información y noticias, también los ayudamos de otras formas. Cuando el terremoto golpeó fuertemente Haití, nosotros estuvimos ahí para hacerles saber qué tipo de asistencia Estados Unidos estaba listo para enviar”, dijo Ronald Cesar, editor en jefe del Servicio Creole.

Con el impacto telúrico, el país entero se fue abajo, la mayoría de estaciones de radio salieron del aire, debido a que sus edificios se destruyeron o tuvieron daños mayores que imposibilitaron la transmisión regular de su programación, pero “el Servicio Creole no dejó de transmitir y proveer información que la gente necesitaba urgentemente”.

Este proyecto de la Voz de América inició a principios de los años 80 con un informe de noticias de cinco minutos y un solo periodista. En 1986, con la salida al exilio del ex dictador Jean-Claude “Baby Doc” Duvalier, el Servicio Creole formalizó una programación diaria en la isla y con el pasado terremoto del 12 de enero de 2010, la transmisión se amplió a 24 horas seguidas con una señal que llega a todo el país.

“Tenemos una gran cantidad de socios, radios en Haití a quienes llamamos afiliados, tenemos 13 afiliados y son radios que cubren cada rincón del país, que llegan a todo el país, eso nos permite llegar a todos los haitianos sin importar el lugar en donde vivan”, aseguró Cesar.

A parte de la información, las noticias, y los servicios que provee esta agencia, radicada en Washington, Cesar explica que uno de los grandes objetivos es contribuir a la democracia del país, “ese es un sueño que lastimosamente todavía tenemos pendientes los haitianos”.

XS
SM
MD
LG