Enlaces para accesibilidad

Semana mundial de la vacunación

  • Voz de América - Redacción

La meta de la Organización Mundial de la Salud para el 2015 es inmunizar a 25.000 millones de personas.

La meta de la Organización Mundial de la Salud para el 2015 es inmunizar a 25.000 millones de personas.

La Organización Mundial de la Salud intensifica las campañas de vacunación durante la semana mundial de la inmunización.

Se calcula que un niño muere cada 20 segundos por enfermedades prevenibles. Para contrarrestar esta tendencia la Organización Mundial de la Salud intensificó las campañas sobre la importancia de las vacunas durante la semana mundial de la inmunización.

Unos 180 países aumentaron campañas para inmunización contra enfermedades mortales que afectan a los niños, incluyendo Haití, Nigeria y Ghana.

Alianzas público-privadas, como Gavi en Ginebra, intentan mejorar la salud de países pobres creando nuevas iniciativas para lograr la vacunación de niños contra enfermedades como el tétano, el sarampión, paperas y la rubéola.

Según los representantes de Gavi, esta campaña ha ayudado a 326 millones de niños en el mundo desde el 2000 y han salvado un aproximado de cinco millones de vidas.

“Nuestra meta para el 2015 es inmunizar a 25.000 millones de personas, lo que salvaría la vida de cuatro millones de personas”, declaró Jonatan Stern, portavoz de Gavi.

Expertos como el doctor Peter Hotez asegura que las campañas actuales ofrecen una oportunidad única para resaltar el impacto de las vacunas al reducir la tasa de mortalidad y las enfermedades.

“La mayor causa de muerte es la diarrea, causada por infecciones virales o por padecimientos respiratorios como la neumonía. Para esas enfermedades tenemos vacunas asequibles que debemos expandir su uso”, señaló el experto.

El doctor Hotez indica que las vacunas han logrado erradicar enfermedades como la viruela, pero que el mayor valor de las vacunas es proveer una manera efectiva en términos de costo para prevenir enfermedades como el polio.

“Cuando hablamos de salvar vidas y reducir la mortandad a causa de infecciones y nuestra meta no es la erradicación. Sería bueno, pero nos tomaría décadas”, dice Hotez.

Algunos investigadores se muestran esperanzados respecto al lanzamiento de una vacuna que prevendría la malaria y otra para la tuberculosis. La combinación de otras drogas junto a las vacunas podría reducir la fatal tasa de mortandad provocada por enfermedades tratables y prevenibles.
XS
SM
MD
LG