Enlaces para accesibilidad

Seguridad de la industria nuclear

  • William Ide

La Agencia Internacional de Energía Atómica dijo que es demasiado pronto para saber cómo la crisis en Japón afectará la industria de la energía nuclear.

La Agencia Internacional de Energía Atómica dijo que es demasiado pronto para saber cómo la crisis en Japón afectará la industria de la energía nuclear.

Los accidentes en las plantas nucleares de Japón impulsaron a países de todo el mundo a reevaluar la seguridad de sus centrales.

Mientras las autoridades trabajan para evitar un desastre en la planta de energía nuclear Fukushima Daiichi, la situación aquí impulsó a países de todo el mundo a reevaluar la seguridad de sus centrales nucleares y a reconsiderar la construcción de nuevas instalaciones atómicas.

La canciller alemana Angela Merkel anunció el 14 de marzo que durante tres meses se revisarán los planes de continuar operando 17 plantas de energía nuclear en su país.

Las plantas estaban programadas para ser eliminadas en 2012, pero el gobierno de Merkel acordó el año pasado que las mantendría en pie durante 12 años más.

“Sabemos qué tan seguras son las plantas nucleares en Alemania”, sostuvo. “Pero también es cierto que no podemos ignorar la importancia de la energía nuclear como una tecnología en transición, si es que queremos continuar cubriendo nuestro consumo de energía como la economía más grande de Europa y si queremos respetar el medioambiente”, dijo.

Sin embargo la canciller aseguró que cerrará siete de las envejecidas plantas de energía nuclear en los próximos tres meses.

Suiza suspendió el proceso de aprobación de tres plantas de energía nuclear para reconsiderar las normas de seguridad. Y la India ordenó inspecciones de seguridad en todas sus centrales nucleares.

China es la excepción a la regla. Funcionarios chinos dijeron que aprenderán de lo que sucedió en Japón, pero aseguraron que sus planes de construir nuevos reactores no se verán afectados. El gigante asiático está expandiendo agresivamente su industria de energía nuclear.

Expertos del sector dijeron que las explosiones en los tres reactores de Japón tendrán graves repercusiones en lo que muchos llaman un “renacimiento nuclear” –o el crecimiento de la energía nuclear como alternativa a los combustibles fósiles.

Según la Asociación Nuclear Mundial, que promueve la energía nuclear e industrias relacionadas en el mundo, hay 155 nuevos reactores nucleares previstos o en construcción, la mayoría en Asia.

El director general de la Agencia Internacional de Energía Atómica, Yukiya Amano, dijo que es demasiado pronto para saber cómo la crisis en Japón afectará la industria de la energía nuclear. “En mi opinión, esto no es una falla en el diseño o un error humano. Es un accidente causado por un desastre natural que no tiene precedentes”, señaló.

Amano dijo que la situación en Japón no cambia el hecho de que el mundo necesita una fuente estable de energía ecológica para mitigar el impacto del cambio climático.

Por su parte, la primera ministra de Australia, Julia Gillard, dijo que su país tiene muchas fuentes energía alternativas y no necesita energía nuclear.

Estados Unidos no ha instalado una nueva planta nuclear desde antes del accidente ocurrido en las instalaciones de una central en Pensilvania en 1979.

En una rueda de prensa en la Casa Blanca, el subsecretario de Energía, Daniel Poneman, dijo que la energía nuclear representa el 20 por ciento de la producción enérgica de Estados Unidos y debe ser parte de la política de energía limpia que lleva a cambio la nación.

“Vemos que la energía nuclear sigue desempeñando un papel importante en el desarrollo de un futuro con bajas emisiones de carbono. Sin embargo, estén confiados de que la seguridad será nuestra principal preocupación”, aseguró.

El presidente Barack Obama busca decenas de miles de millones de dólares en garantías de préstamos del gobierno para la construcción de nuevas plantas nucleares en Estados Unidos.

Pero Ellen Vancko de la Unión de Científicos Preocupados dijo que la situación en Japón será un problema más para la energía nuclear en Estados Unidos.

“La industria nuclear estaba en problemas en Estados Unidos mucho antes del terremoto y el maremoto de la semana pasada. El aumento de los costos de construcción, la disminución de la demanda energética, los bajos costos del gas natural y el fracaso de ponerle un precio al carbón ya suponían problemas para esta industria”.

Por ahora, Vancko dijo que es probable que la crisis en Japón conduzca a inspecciones en todas las centrales nucleares de Estados Unidos.

Lea además:

Alarma por radiactividad en Japón

Situación nuclear en Japón

XS
SM
MD
LG