Enlaces para accesibilidad

Piden renuncia de Spicer por comparar a Assad con Hitler

  • Voz de América - Redacción

Spicer emitió los comentarios en una rueda de prensa de rutina, durante una discusión sobre el ataque con armas químicas del 4 de abril en Siria.

Hubo gritos ahogados de asombro el martes en la sala de prensa de la Casa Blanca cuando el portavoz Sean Spicer pareció ignorar el Holocausto al afirmar que el uso de gas sarín por parte del ejército sirio excedió las atrocidades de la Alemania Nazi.

Spicer emitió los comentarios en una rueda de prensa de rutina, durante una discusión sobre el ataque con armas químicas del 4 de abril en Siria que causó la muerte de 87 personas. Washington culpó por el ataque al Gobierno del presidente sirio, Bashar al-Assad.

"Hubo gente tan despreciable como Hitler que ni siquiera se rebajó a usar armas químicas", dijo Spicer cuando fue consultado sobre la alianza de Rusia con el Gobierno sirio.

Cuando un reportero le increpó “¿Y que hay del Holocausto?”, en referencia al uso las cámaras de gas para exterminar a los judíos, Spicer respondió que entendía el punto, pero enredó la respuesta aun más diciendo que Hitler usó armas químicas en lo que llamó “centros de holocausto” en lugar de campos de concentración, y afirmó que Hitler “no estaba usando el gas contra su propio pueblo de la misma manera que ‘Ashad’ [pronunciando mal el nombre de Assad]”.

Spicer se disculpó el martes por haber efectuado esa comparación "inadecuada e insensible" con el Holocausto, pero sus afirmaciones desataron críticas instantáneas de grupos judíos y otros.

"De ninguna forma estaba tratando de minimizar la naturaleza horrenda del Holocausto. Estaba tratando de hacer una distinción sobre la táctica de usar aviones para dejar caer armas químicas sobre centros poblados. Cualquier ataque contra personas inocentes es reprobable e inexcusable", declaró.

En una entrevista con la cadena CNN, Spicer reiteró que intentaba presentar un argumento acerca del uso que hizo Assad de armas químicas y gas contra su pueblo, pero "equivocadamente hizo una referencia inadecuada e insensible al Holocausto, para el cual no hay comparación. Y por ello ofrezco disculpas. Hacer eso fue un error".

Fue el segundo día consecutivo en el que Spicer, el principal portavoz del presidente Donald Trump, pareció pasar apuros para explicar la política exterior del mandatario en un momento crucial. La Casa Blanca recibió críticas a principios del año cuando una declaración sobre el Día de Conmemoración del Holocausto no hizo ninguna referencia a los judíos.

Los comentarios de Spicer, realizados durante las festividad judía del Pesaj, provocaron indignación en las redes sociales y de algunos grupos formados por familiares de víctimas del Holocausto, que acusaron al funcionario estadounidense de minimizar los crímenes cometidos por Hitler.

"Sean Spicer ahora carece de integridad para desempeñarse como secretario de prensa (de la Casa Blanca) y el presidente (Donald) Trump debe despedirlo de inmediato", dijo Steven Goldstein, director ejecutivo del Anne Frank Center for Mutual Respect.

“Sean Spicer debe ser despedido y el presidente debe desautorizar inmediatamente sus declaraciones”, dijo también la líder demócrata en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi. “O habla por el presidente o el presidente debió haber pensado mejor al contratarlo”.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG