Enlaces para accesibilidad

Márquez y Farook planearon atacar universidad comunitaria

  • Voz de América - Redacción

Ilustración de la presentación de Enrique Márquez (centro) en la corte federal de Riverside, California.

Ilustración de la presentación de Enrique Márquez (centro) en la corte federal de Riverside, California.

Aunque el hispano no está acusado de haber participado en el ataque de San Bernardino, junto con su amigo musulmán planearon al menos otras dos masacres.

Enrique Márquez, detenido el jueves acusado de comprar y proporcionar las armas utilizadas en la masacre de San Bernardino, había planeado atacar la universidad en la que estudiaba junto con su amigo Sayed Farook, en 2011.

Aunque Márquez no es acusado de haber estado involucrado en el ataque del pasado 2 de diciembre en el Centro Regional Inland, sí ayudó a Farook a planear al menos otros dos ataques con armas de fuego y explosivos “diseñados para maximizar el número de víctimas”, de acuerdo a los documentos de la corte.

Márquez, de 24 años, se involucró en la ideología radical luego de conocer a Farook en 2005, cuando eran vecinos en el área de Riverside.

Según las autoridades, los dos amigos encontraron un vínculo común en la violenta retórica del difunto clérigo de al-Qaeda, Anwar al-Awlaki y en la literatura extremista de la revista “Inspire”, la publicación oficial de al-Qaeda en Yemen.

Los dos estudiaban en la Universidad Comunitaria de Riverside, que planearon atacar con bombas caseras. El plan era lanzar las bombas dentro de la biblioteca o en la cafetería del centro de estudios.

El otro plan, que el mismo Márquez describió a las autoridades durante 10 días de interrogatorios, era el de emboscar motoristas durante la hora pico de tráfico, en la ruta 91 que atraviesa el área metropolitana de Los Ángeles, acorralarlos en una zona donde no hay salidas cercanas y dispararles.

Sin embargo, sus planes fueron perdiendo impulso y dejaron de hacerlos luego de 2012. Pero para entonces ya había comprado las armas que utilizarían Farook y su esposa, Tashfeen Malik en la masacre de San Bernardino –un rifle Smith and Wesson M&P-15 obtenido el 14 de noviembre de 2011, y otro, modelo A-15, comprado el 22 de febrero de 2012.

Cuando el día del ataque de San Bernardino se dio cuenta que los rifles habían sido utilizados en la masacre, Márquez entró en crisis y amenazó con suicidarse. Fue internado por unos días en un hospital del área.

Márquez también enfrenta cargos de fraude migratorio por haberse casado falsamente en noviembre de 2014 con una cuñada de Farook, por lo cual recibió $200 dólares al mes.

XS
SM
MD
LG