Enlaces para accesibilidad

Robots que se arman solos

  • Voz de América - Redacción

Los "origami" podrían ser los primeros prototipos de "robots insectos" capaces de cargar muchas veces su propio peso.

Los "origami" podrían ser los primeros prototipos de "robots insectos" capaces de cargar muchas veces su propio peso.

En lo que parece ser el nacimiento de robots baratos y fáciles de fabricar, investigadores crearon máquinas complejas que se transforman en autómatas móviles partiendo de poco más que una hoja de papel y piezas de plástico.

A primera vista, el objeto parece una pieza extraña plana de cartón con una batería de nueve voltios en la parte superior.

Entonces, milagrosamente, el objeto parece cobrar vida, hasta transformarse en un robot con aspecto de insecto, que puede caminar.

Los investigadores del MIT y la Universidad de Harvard dieron a conocer el llamado “robot origami”.

“Lo emocionante de este objeto es que tiene una computadora plana integrada en el dispositivo”, dijo Daniela Rus, directora del laboratorio de Ciencias, computación e inteligencia artificial del MIT.

La coautora del proyecto explicó además, en la revista científica Science, que “cuando estos dispositivos se levantan desde el suelo a la tercera dimensión, lo hacen de una manera reflexiva”

El robot, hecho principalmente con piezas producidas por un cortador láser, se compone de cinco capas. La capa intermedia es de cobre “grabada en una intrincada red de cables eléctricos”.

Luego vienen las capas de papel, mientras que las capas externas están hechas de “polímero con memoria, de forma que se dobla cuando se calienta."

En la parte superior se encuentra un microprocesador y uno o dos motores pequeños.

“Esta es la primera vez que una estructura robótica tan complicada es auto-plegable”, asegura Ronald Fearing, profesor de ingeniería eléctrica e informática en la Universidad de California en Berkeley, pero quien ha estado siguiendo el trabajo de los investigadores del MIT y Harvard.

“Debido a que construyen primero de forma electrónica, ellos pueden elegir qué sección se descomprime primero. Sin el aspecto electrónico, entonces estamos limitados a los patrones del papel que al calentarse se despliega todo a la vez. Por lo que, tener esta secuencia cronometrada es una gran posibilidad”, explicó Fearing.

El profesor añade que los robots “origami” podrían allanar el camino para, robots muy poderosos pero muy pequeños, algo similar a los insectos que son capaces de cargar muchas veces su propio peso.

XS
SM
MD
LG