Enlaces para accesibilidad

River Plate desciende a segunda


El jugador Erik Lamela del River Plate, demuestra impotencia ante la derrota sufrida en el partido de visita que perdieron contra Belgrano 2-0.

El jugador Erik Lamela del River Plate, demuestra impotencia ante la derrota sufrida en el partido de visita que perdieron contra Belgrano 2-0.

Al menos se registraron 68 heridos en los enfrentamientos entre los hinchas del River Plate y la policía en las cercanías del Monumental.

La próxima temporada no habrá clásico en Argentina. River Plate se despide de la primera división y se prepara para un histórico descenso a segunda.

En casa, el principal campeón del fútbol argentino con 33 títulos en sus 110 años de vida, que jamás perdió la categoría, tendrá que dejar la primera división por primera vez en su historia.

Pese a que el centro de Buenos Aires estuviera repleto de policía, no impidió que los enfrentamientos entre hinchas de River Plate y las autoridades dejaron al menos 68 heridos, 50 arrestados y 15 vehículos policiales destrozados en las cercanías al estadio Monumental desués de que se conociera el descenso del equipo 'millonario' a la segunda categoría del fútbol argentino.

El Comité de Seguridad Deportiva de Argentina autorizó la presencia de público durante el partido River Plate-Belgrano de Córdoba, pese a las disputas ocasionadas cuando un grupo de la hinchada del equipo porteño invadió el campo y agredió a varios jugadores del River.

Este domingo 26 de junio a las 15 h. locales, Argentina presenció la nueva contienda deportiva que ha generado una gran decepción para la hinchada del clásico equipo River Plate.

Uno de los dos clubes más populares de Argentina que pierde su categoría luego de 110 años en primera división. Empató con Belgrano 1-1 en el Monumental, el estadio del River y bajó a la B Nacional.

El River Plate se juegó la vida contra el humilde Belgrano de segunda división contra quien perdió 2-0 en el partido de ida de una de las series de repesca por la permanencia en la liga.

El episodio es histórico para el equipo más exitoso de Argentina con 33 campeonatos conseguidos y habiendo jamás perdido la categoría. Belgrano por su parte está cerca de consumar un impacto también histórico en el fútbol gaucho.

En el de ida

Insultados por sus hinchas, los jugadores de River se fueron de inmediato y sin hacer declaraciones del estadio de Córdoba, ante unas 20.000 personas.

La humillación de River se vio agravada porque varios de sus propios hinchas rompieron un cerco e ingresaron a la cancha para increpar y empujar a sus jugadores al despuntar el complemento por lo que el cotejo estuvo suspendido unos 20 minutos.

La policía tuvo que evitar que la situación se saliera de control. Aunque para los dirigentes y jugadores de River todo está fuera de control.

Su única posibilidad de vida será este próximo domingo 26 de junio de 2011 cuando jugando en casa, y con un marcador adverso de 2-0 que deben remontar, el River juegue los que podrían ser sus últimos 90 minutos en la primera división del fútbol argentino.

XS
SM
MD
LG