Enlaces para accesibilidad

Republicanos no detallan planes de Trump sobre deportaciones

  • Voz de América - Redacción

El candidato a vicepresidente por el partido republicano no ha podido explicar el futuro de los indocumentados que viven en Estados Unidos bajo una presidencia de Donald Trump.

El candidato a vicepresidente por el partido republicano no ha podido explicar el futuro de los indocumentados que viven en Estados Unidos bajo una presidencia de Donald Trump.

Ni el candidato a vicepresidente, Mike Pence, ni otros voceros de Trump explican lo que piensan hacer con 11 millones de inmigrantes indocumentados.

El candidato a vicepresidente por el partido Republicano, Mike Pence, se negó a contestar preguntas directas sobre si Donald Trump planea deportar a los 11 millones de indocumentados que se cree viven en Estados Unidos de llegar a la presidencia.

En una entrevista en el programa Meet the Press, de la cadena NBC, el moderador Chuck Todd, preguntó al menos 10 veces sobre el destino de los indocumentados que no han cometido ningún crimen.

“Con todo respeto a la obsesión de los medios en los 11 millones [de indocumentados] o los que sean, él [Trump] se enfocó en los más de 300 millones que son ciudadanos de este país y están aquí legalmente en este país, y que impulsan políticas en inmigración que van a funcionar para ellos, y que trabajan en el futuro de nuestra nación”, dijo Pence evitando una respuesta directa.

De igual manera, la gerente de campaña de Trump, Kellyanne Conway, en otra entrevista en el programa This Week de la cadena ABC, tampoco dio una respuesta precisa a la misma pregunta.

“Una vez se haga cumplir la ley, una vez nos deshagamos de los criminales, una vez tripliquemos el número de agentes de ICE, una vez aseguremos la frontera sur, una vez se acaben los imanes de trabajos, entonces vamos a ver quién queda. No sabemos dónde viven, quiénes son. Ese es el asunto, que nunca hemos tratado de hacer esto”, dijo Conway.

En otra cadena, el ex alcalde de Nueva York y asesor de Trump, Rudy Giulani, aseguró que Trump no está comprometido a las deportaciones masivas y que su discurso sobre inmigración “deja una gran apertura a lo que pasará con la gente que se quede en Estados Unidos después de que los criminales sean removidos y la frontera esté segura”.

Según Giuliani, Trump no va a inclinarse por sacar a las familias que han estado en EE.UU. por largo tiempo. “Esa no es la clase de Estados Unidos que él quiere”, dijo a CNN.

En respuesta, el secretario de Trabajo, Tom Pérez, uno de los demócratas que estuvo en la lista de posibles vicepresidentes de Hillary Clinton, desestimó las respuestas republicanas.

“Donald Trump debió haber participado en las olimpiadas como gimnasta, porque hay bastante contorsionismo en todo esto”, dijo.

XS
SM
MD
LG